Cae un 1,22%

Gestamp sigue con su 'vía crucis' bursátil al no convencer con sus resultados

La fabricante de componentes de automóvil no ha batido las previsiones del consenso al ganar menos de lo previsto e incrementar su deuda. 

Gestamp.
Gestamp sigue con su 'vía crucis' bursátil al no convencer con sus resultados

No corren buenos tiempos para Gestamp. El fabricante de componentes para la industria del motor ha decepcionado con sus resultados y lo ha pagado en el parqué con una caída del 1,22%, hasta los 5,26 euros por acción, mínimos de octubre de hace un año. 

El motivo obedece a que sus cuentas del tercer trimestre han presentado un beneficio neto por debajo de lo esperado y una deuda mucho más alta de lo previsto, por lo que lo paga en el parqué. Aun así, la nota positiva ha sido que la directiva de la compañía vasca ha mantenido los objetivos operativos para este año. 

Gestamp lograba un beneficio neto de 163 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que supone un aumento del 7% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. El dato en el tercer trimestre fue de 31 millones, un 28% inferior a lo previsto por el consenso. Además, sus ingresos se situaron en los 1.894 millones, en línea con lo previsto por los bancos de inversión. 

La compañía, en su presentación de resultados, ha señalado que todos los focos de incertidumbre que pueden afectar a la compañía "han traído consigo la volatilidad a corto plazo", con caídas de un 30% en bolsa en los últimos tres meses. Aun así, su consejero delegado, Francisco López Peña ha señalado que "a pesar de las incertidumbres, el desempeño de Gestamp ha estado en línea con nuestras expectativas para los primeros nueve meses. Durante este periodo, hemos continuado invirtiendo en proyectos de alto valor que se traducirán en un crecimiento rentable en el futuro", 

La directiva, que ha mantenido sus objetivos para este año (excluidos el efecto divisa), prevén que el mayor nivel de inversión en capital les lleve a cerrar el año con un apalancamiento (deuda neta/ebitda) superior al objetivo anterior (entorno de las 2,2 veces) y desde Renta 4 pronostican que sería de 2,5 veces. 

Iván San Félix, analista financiero de Renta 4 ha señalado que "hemos revisado a la baja nuestras estimaciones para tener en cuenta un entorno del sector más complejo: el impacto del nuevo protocolo de emisiones, el Brexit, la desaceleración económica (principalmente en países emergentes), las tensiones comerciales y el peor comportamiento de las divisas en este tipo de países. Con todo esto, han decidido mantener su recomendación de 'sobreponderar' pero han rebajado su precio objetivo desde los 8 hasta los 7,4 euros, es decir, le han aplicado un tijeretazo del 7,5%. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios