ESPAÑA Consulte aquí la lista de morosos

Sánchez lleva al PSOE más a la izquierda con una renta básica a lo Pablo Iglesias


  • El nuevo Secretario General enmienda la Ponencia Económica que elaboró José Carlos Díez con una propuesta de Ingreso Mínimo Vital y hacia una Renta Básica Universal.

  • Se trataría de un "impuesto negativo sobre la Renta" que garantizaría que los españoles sin ingresos tengan una renta y sirve, a su vez, como complemento salarial.

Pedro Sánchez plantea que el PSOE camine hacia una Renta Básica Universal

Pedro Sánchez plantea que el PSOE camine hacia una Renta Básica Universal MADRID | EUROPA PRESS

Que el PSOE tenga como objetivo la implantación en nuestro país de una Renta Básica Universal. Es una de las novedades más importantes que Pedro Sánchez ha incluido en las enmiendas que ha presentado a la Ponencia Económica del economista José Carlos Díez de cara al Congreso Federal de los próximos 17 y 18 de junio. El nuevo Secretario General propone esta medida, que ya incluyó en el programa con el que se presentó a las primarias, y que supondría una renta mínima para todos los ciudadanos, tanto los que no tienen ingresos como para los sueldos más bajos.

El nuevo PSOE de Sánchez apoya la propuesta que ya recogía la Ponencia de Díez de un Ingreso Mínimo Vital, planteamiento que aprobó el Congreso el pasado mes de febrero fijando la cuantía en 426 euros. Pero el sanchismo pide ir más allá y fija como objetivo esa Renta Básica que tiene unas características propias. Así, aunque el propio Secretario General ha expresado en las últimas horas su deseo de ocupar el espacio de centro que habría dejado Ciudadanos al pactar con el PP, parece que sus primeras decisiones se dirigen más bien hacia el electorado de izquierdas.

Pau Marí-Klose, colaborador del equipo de Pedro Sánchez, explica a Lainformacion.com que se trata de un "impuesto negativo sobre la Renta" que "se introduce a través del sistema fiscal", por eso se llama "sistema de Transferencias Fiscales". Se garantiza así que todos los españoles sin ingresos tengan una renta y, a la vez, sirve de complemento salarial para aquellos con ingresos bajos. Tal y como explica Marí-Klose, "combina elementos del Ingreso Mínimo Vital y la idea del complemento salarial introduciendo la subsidiación de los salarios bajos, que se irá reduciendo progresivamente, pero manteniendo incentivos para aceptar ofertas de trabajo".

Sánchez propone que, en un primer momento, se debe fijar un objetivo de Renta Básica para los españoles de acuerdo con el nivel de pobreza existente. Así, todos los que se encuentren por debajo de ese umbral (ya sea por trabajo, subvenciones o cualquier otra situación) recibirán de Hacienda una transferencia. El líder socialista plantea que ese techo se aumente "en el futuro, de acuerdo con las posibilidades presupuestarias y las necesidades sociales".

El Secretario General del PSOE considera que es "una medida estructural que se inserta en el sistema fiscal y puede irse elevando en su cuantía en la medida en que una parte creciente de la población se vea expulsada del mercado de trabajo productivo y se recrudezca el paro tecnológico". Añade que "no es el trabajo humano el que se está poniendo en peligro debido a la digitalización, sino el trabajo asalariado. Existen muchos trabajos con utilidad social que difícilmente tendrán una valoración de mercado, y que deberán ser compensados con esa Renta Básica".

Un detalle a tener en cuenta es que la Renta Básica Universal de Pedro Sánchez no es similar a la Renta Garantizada que defiende en este momento Unidos Podemos, ya que esta última no se plantea como complemento salarial. En sus inicios Podemos sí que propuso una Renta Garantizada de 600 euros mensuales parecida a la del líder socialista (la diferencia principal es que el partido morado pretendía que se hiciera a través de una transferencia monetaria y los socialistas proponen que esté integrada en el sistema fiscal). No obstante, tras la coalición con Izquierda Unida se descartó.

No obstante, el sanchismo cree en sus enmiendas que "no todas las soluciones sirven, ya que las reformas defendidas por el socialismo democrático tienen que ser viables y sostenibles en el tiempo". Es decir, primero habría que encontrar financiación.

Pedro Sánchez gana en Cantabria con el 71,36% de los votos, el segundo mayor porcentaje tras Cataluña Pedro Sánchez gana en Cantabria con el 71,36% de los votos, el segundo mayor porcentaje tras Cataluña

Pedro Sánchez gana en Cantabria con el 71,36% de los votos, el segundo mayor porcentaje tras Cataluña SANTANDER | EUROPA PRESS

Sigue hablando de derogar la reforma laboral

Otras medidas importantes que plantean las enmiendas de Pedro Sánchez en materia económica son fijar el Salario Mínimo Interprofesional en 1.000 euros en 2020, tal y como pactó el PSOE con el PP, la "derogación de la Reforma Laboral aprobada por el PP que ha aumentado la precariedad, los bajos salarios, las desigualdades y el riesgo de pobreza", especialmente entre los jóvenes, o gravar "de modo especial los beneficios que procedan del trabajo realizado por máquinas inteligentes que sustituyan al trabajo asalariado".

Sobre el Sistema Público de Pensiones, el nuevo PSOE considera que es "necesario aumentar los ingresos" a través de una diversificación de las fuentes, la recuperación del Fondo de Reserva, la supresión del tope máximo de cotización, la mejora de las bases de cotización al elevar el SMI y, además, modificar el régimen de autónomos para que paguen impuestos en función de sus ingresos reales.

Un detalle importante de las enmiendas presentadas por Sánchez es conocer a quién identifica como "los adversarios del proyecto del PSOE". A saber: "El capitalismo neoliberal y el conservadurismo del PP".