Viernes, 23.08.2019 - 07:31 h
El cantante ha decidido tomarse un descanso

Justin Bieber abandona la música de forma indefinida para curar su depresión

Uno de los mayores fenómenos fan del mundo ha sorprendido con una noticia motivada por su deseo de recuperar su vida.

Justin Bieber
Justin Bieber deja la música para curar su depresión

Justin Bieber dice adiós. El cantante deja la música para desgracia de sus millones de fans en todo el mundo. Los llamados 'beliebers' tendrán que esperar, no sabemos cuánto tiempo, para que el canadiense vuelva a subirse a un escenario, pues ahora mismo la mente del joven de 25 años no puede más

Bieber está pasando una situación muy complicada, ya que está atravesando por una profunda depresión de la que se está tratando, y quiere centrar todas sus energías en ello. Así lo ha anunciado en su perfil de Instagram, donde en un largo post ha explicado a sus fans porqué debe dar este paso.

"La música es muy importante para mí, pero nada está antes de mi familia y mi salud", ha escrito Justin, quien explica que quiere recuperarse para ser un buen marido para su esposa, la modelo Hailey Baldwin, y un futuro buen padre. Y con esta afirmación ha abierto un interrogante, pues ahora los medios estadounidenses especulan con que la joven podría estar embarazada.

Tal y como narra Justin, lleva de gira toda su vida adolescente y a partir de los 20 se dio cuenta de que no estaba contento, como sucedió en su último tour, 'Purpose', el cual tuvo que suspender por la depresión. "No merecéis pagar dinero para venir a un concierto que supuestamente va a ser divertido y enérgico en el que yo no os puedo dar todo eso", se sincera el joven.

Por ello, ahora está "muy concentrado" en reparar "algunos de los problemas más arraigados que tengo para no desmoronarme". Así, ahora Justin se enfrenta a su recuperación dejando la música de lado, aunque avisa de que volverá más fuerte que nunca "como venganza" a aquellos que siempre dudaron de él.

Una vida llena de polémica

Si por algo se ha caracterizado la carrera precoz de Justin Bieber es por la polémica y por haber sido capaz de arrastrar el mayor fenómeno fan del siglo XXI. El canadiense empezó su carrera con apenas 14 años, cuando fue descubierto por el ejecutivo musical Scooter Braun en YouTube, donde colgaba vídeos. En 2009, con 15 años ya lanzó su primer disco, el cual tuvo mucho éxito en su país y en Estados Unidos. Pero no fue hasta 2010 cuando sacó el tema 'Baby' cuando dio el salto mundial.

Desde entonces, su ascenso fue imparable, sacando 'hits' cada pocos meses, en los cuales se puede ver la evolución de su voz, pues cuando comenzó a cantar era un niño, algo que levantó ya polémica. Su fama creció tanto que siendo menor de edad 'Forbes' ya lo incluyó entre las tres 'celebrities' más influyentes del mundo

Pero en 2013, la presión a la que estaba sometida la estrella juvenil, empezó a pasarle factura y cayó desmayado entre bastidores en el O2 Arena de Londres, después de quejarse de problemas respiratorios a lo largo de su interpretación. A partir de ahí, comenzaron los problemas. Porque al año siguiente fue detenido por conducir bajo los efectos de las drogas en una ocasión y en otra por conducción temeraria. También fue acusado de actos de vandalismo en varios lugares e incluso fue requerido por la justicia argentina por asaltar a un fotógrafo.

Todo ello, además, aderezado por su tormentosa relación con la cantante y actriz Selena Gómez, quien también se recupera ahora de trastornos psicológicos derivados de una vida de exposición pública. Es decir, la pareja comparte los mismos fantasmas tras no haber tenido una adolescencia normal y haberse visto expuestos desde muy pequeños.

Así, ahora Justin buscará la paz que tanto anhela junto a la mujer de quien dice que es lo mejor que le ha pasado en la vida. Una noticia muy triste para sus fans pero sin duda necesaria para que uno de los mayores talentos de los últimos años no tenga un final todavía peor.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios