Miércoles, 20.02.2019 - 03:07 h
Respuesta al 'rapapolvo' de Bruselas

Sánchez no hace caso de la UE y asegura que los PGE cumplen con los objetivos

El Gobierno asegura en una carta enviada a la Comisión que el ajuste que recoge los Presupuestos es el "mayor esfuerzo estructural" desde 2013.

Fotografía Pedro Sánchez
Sánchez responde al rapapolvo de la UE: dará más detalles sobre los 'impuestazos'. / EFE

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, sigue enrocado en sus Presupuestos para 2019 pese a las advertencias de Bruselas sobre esas cuentas, ya pactadas con Podemos, y que según la Comisión Europea  desvían en más de mil millones el techo del gasto. La UE tiene serias dudas sobre el plan presupuestario que recibió el pasado martes pero desde Moncloa y el Ministerio de Economía continúan empeñados en que los "Presupuestos para un Estado social" que han elaborado no deberían ser rechazados por los responsables financieros comunitarios.

En un acto en Sevilla, el presidente del Gobierno ha insistido en que todas las medidas incluidas en el plan presupuestario remitido a Brusela son "viables económicamente". Ha calificado esas cuentas de "urgentes" y ha insistido que, además, revierten las políticas de recortes del Ejecutivo anterior, el de Mariano Rajoy. Pese a todo ha instado a todos los grupos parlamentarios, incluidos el PP y Cs, a que los apoyen, en un mensaje claramente dirigido a los independentistas catalanes que siguen pidiendo presos por Presupuestos.

La postura de férrea defensa del Presupuesto por parte del Ejecutivo ha sido dada a conocer a la Comisión a través de una carta remitida este mismo viernes. En la misiva, firmado por el secretario general del Tesoso, Carlos San Basilio, el Gobierno de Sánchez asegura que se cumplen con todos los criterios previstos, incluso por exceso, aunque también confiesa que el Economía estaría dispuesta a remitir más información a Bruselas sobre las cuentas.

En esa nueva información se tiene previsto detallar, entre otras cosas, el impacto que tendrá la subida a 900 euros del Salario Mínimo Interprofesional en las cuentas del Estado y la recaudación en cotizaciones sociales que se espera lograr con la medida. Puede leer el documento a continuación:

La misiva del Gobierno de Sánchez trata de responder a la carta remitida por la Comisión Europea el pasado viernes en la que advertía al Ejecutivo central de que podía haber un riesgo de que España se desvíe del ajuste estructural que le exige Bruselas en 2019, y le pedía más información sobre las medidas incluidas en el borrador de presupuestos que le remitió el lunes.

La carta de Sánchez: el "mayor esfuerzo estructural"

En la carta firmada por San Basilio y que ya ha llegado a Bruselas, el Gobierno español responde a tres puntos concretos planteados por el director general de Asuntos Económicos y Financieros de la CE, Marco Buti: el gasto, el ajuste estructural y la deuda.

Así, el Ejecutivo socialista defiende a capa y espada sus cifras y afirma, por escrito, que el ajuste que recoge la propuesta de presupuestos es el "mayor esfuerzo estructural" que se habrá implementado en España desde 2013 y recuerda que está dentro de los márgenes de flexibilidad previstos en el Pacto de Estabilidad y Crecimiento.

En la misma carta también se garantiza que el Ministerio de Economía remitirá a Bruselas toda la información que vaya teniendo en su mano, se facilitan datos sobre los anteproyectos presentados ayer -viernes- sobre el impuesto a las tecnológicas, el de transacciones financieras y la lucha contra el fraude, y se argumenta la viabilidad de la reducción de las sendas de déficit y deuda. Además, el Gobierno recuerda que el ajuste del 0,4% del Producto Interior Bruto está dentro "del margen de flexibilidad permitido".

El cruce de correspondencia entre Gobierno y Comisión Europea se produce en un momento en el que los Presupuestos de Sánchez no cuentan con los números necesarios para ser aprobados en el Congreso. Los independentistas ya han dejado claro que quieren "gestos" o ni siquiera se sentarán a negociar. Ahora la pelota, por tanto, se encuentra en el tejado de Moncloa tras la visita de Pablo Iglesias a Oriol Junqueras en prisión y la indiferencia del líder de ERC con estas cuentas públicas si no ve movimientos del Ejecutivo central.

Ahora en Portada 

Comentarios