Viernes, 20.09.2019 - 00:03 h
Le da un plazo de 10 días

La CNMV no se fía de Abanca y le insta a presentar una opa 'legal' sobre Liberbank

El supervisor de los mercados considera que vincular la oferta a una 'due dilligence' no respeta la legislación sobre opas.

El presidente de la CNMV, Sebastián Albella
El presidente de la CNMV, Sebastián Albella / APIE

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) no se fía de Abanca y sospecha que la entidad que preside el venezolano puede ir de farol en su intención de adquirir Liberbank a un precio de 0,56 euros por acción. Por ello, el supervisor de los mercados españoles ha concedido al banco gallego un plazo de diez días hábiles (dos semanas) para presentar una opa 'legal' por la antigua caja asturiana.

En una carta remitida a Abanca en la mañana de este mismo lunes, la CNMV ha advertido al banco gallego de que la proposición de opa que realizó al consejo de administración de Liberbank -con elementos fácticos, detalles, contraprestación y condiciones- no se ajusta a la ley de opas al vincular la oferta a un proceso de 'due dilligence' o revisión. "La sujeción a ciertas actuaciones de revisión o comprobación no resultaría admisible en una opa anunciada a la luz del real decreto de opas", avisa.

Por ello, el organismo que preside Sebastián Albella insta a Abanca a manifestar mediante un nuevo hecho relevante su decisión o no de formular una opa en los términos previstos en la legislación "en el plazo improrrogable de diez días hábiles" a contar desde este mismo lunes. Esto supone que la entidad gallega tiene hasta el próximo 8 de marzo para manifestar de forma oficial y de acuerdo a los requisitos legales su intención de comprar Liberbank.

Abanca realizó una oferta el pasado viernes a Liberbank que consistía en el pago de 0,56 euros por acción de la entidad, lo que supone una valoración de más de 1.700 millones de euros. En esta propuesta se contemplaba el pago en efectivo de hasta el 75% del capital social de la antigua caja asturiana, mientras que se ofrecería a los accionistas titulares de entre el 25% y el 45% del capital de Liberbank la posibilidad de canejar su participación por acciones de Abanca, lo que daba la opción a los principales accionistas del banco de mantenerse en el capital de la sociedad resultante, con presencia en su consejo de administración.

De hecho, en el capital de Liberbank destaca la presencia de las fundaciones bancarias, con una participación del 23,2%, Oceanwood (16,7%), el inversor mexicano Ernesto Tinajero (7,4%), la familia Masaveu (5,7%) y Norges Bank (3,2%), el fondo de pensiones de Noruega.

La oferta, no obstante, está basada en información de carácter público, según explicó Abanca, que para poder adoptar una decisión definitiva "necesitaría llevar a cabo una revisión confirmatoria de determinados aspectos relativos a Liberbank y su grupo", es decir, una 'due dilligence' que se compromete a concluir en el plazo de tres semanas. Precisamente ha sido este condicionante el que ha llevado a la CNMV a advertir a Abanca, al no estár en línea con la ley de opas.

Precisamente, fuentes cercanas a Liberbank citadas por Efe, indicaron que la antigua caja asturiana no tendría en cuenta por el momento la oferta de Abanca al considerar que carece del rigor necesario. Estas mismas fuentes señalaron que la propuesta no acredita la solvencia necesaria para afrontar el pago, ni un plan coherente de financiación, aunque el banco gallego aseguró que dispondrá de recursos financieros suficientes para poder hacer frente a la contraprestación en efectivo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios