Lunes, 20.08.2018 - 05:09 h
Apostar más por la ciberseguridad, uno de los retos

El coche autónomo evitará el 57% de los siniestros, ¿qué plan tienen los seguros?

La reparación remota, o aprovechar la telemática en los siniestros será trabajos del futuro para adaptarse a los nuevos tiempos.

Imagen de un coche autónomo de Google
Imagen de un coche autónomo de Google

El sector asegurador español prevé que el coche autónomo y los nuevos Sistemas de Asistencia a la Conducción (ADAS) que incorpora, evite hasta un 57% de los siniestros, gracias a la conducción más eficiente que proporcionará. Aunque el coche autónomo todavía no se ha popularizado, cada vez existen más prototipos y modelos experimentales que, pese a las ventajas que ofrecerán a los consumidores, supondrán un reto para las aseguradoras, que deberán diseñar nuevos productos y soluciones.

En este sentido, el sector ve clave asegurar los dispositivos tecnológicos que incorporará este nuevo medio de transporte y abogan por reforzar la ciberseguridad. Aunque las aseguradoras no contemplan a corto plazo el inicio de las ventas generalizadas de coches autónomos, y consideran que convivirá durante bastante tiempo con el vehículo tradicional, empiezan a prepararse para cuando sea una realidad.

El coche sabrá si estás en condiciones de conducir

La semana pasada, durante el Mobile World Congress celebrado en Barcelona, varias compañías de automoción mostraron al público sus avances y prototipos en torno al vehículo autónomo y al coche conectado, basado en el 5G. La compañía Seat anunció la incorporación en sus automóviles del asistente de voz de Amazon, Alexa, además del servicio de reconocimiento de canciones, Shazam. El vehículo que exhibió Seat mostraba nuevas aplicaciones que mejoran la experiencia de entretenimiento y que entre otras opciones, permitirá recibir la previsión meteorológica, encargar la compra o apagar las luces de casa desde el coche.

Además, la compañía desveló su prototipo Cristóbal, que incorpora aplicaciones de seguridad como el reconocimiento facial, que ayudará a saber si el conductor está demasiado cansado para continuar en la carretera, o si su tasa de alcohol no le permite conducir.

Por su parte, BMW también mostró la solución desarrollada por la compañía G+D Mobile Secutiry, en colaboración con Intel, Deutsche Telekom y AT&T, que permite a los usuarios utilizar el coche como un dispositivo móvil.

El fabricante de dispositivos móviles Huawei enseñó cómo conducir un coche con un "smartphone", y transformó un Porsche Panamera en un vehículo sin conductor que detecta y entiende los estímulos que recibe a su alrededor, distinguiendo entre 1.000 objetos diferentes, y que tiene capacidad para aprender y decidir así la mejor acción para cada circunstancia.

Todos estos avances tecnológicos repercutirán en el corto plazo en el sector asegurador, que es consciente de que a partir de ahora, aunque tiene la posibilidad de crear nuevos seguros enfocados al progreso, éstos deberán ser más personalizados, acordes con las necesidades de los clientes, y deberán cubrir las innovaciones digitales. Como ejemplo, la industria del seguro tendrá que adecuar la red de talleres a las demandas de vehículos más tecnológicos, contemplar la reparación remota, o aprovechar la telemática en los siniestros.

Con todos los avances tecnológicos, el sector asegurador, que prevé que en 2020 el 75% de los vehículos fabricados tenga ya conexión a internet, espera una caída de la siniestralidad, lo que puede favorecer una bajada en los precios de las pólizas.

El coche autónomo evitará el 57% de los siniestros, ¿qué plan tienen los seguros?

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios