Domingo, 22.09.2019 - 19:43 h
Con Air Nostrum y Acciona 

La francesa SNCF ultima un acuerdo para competir con la alta velocidad de Renfe

El objetivo sería poner en circulación los propios TAV de la Sociedad Nacional de Ferrocarriles francesa en las líneas españolas. 

La francesa SNCF contará con trenes de alta velocidad 'low cost' en 2013
La francesa SNCF ultima un acuerdo para competir con la alta velocidad de Renfe. / EFE 

El operador estatal de ferrocarril de Francia SNCF ha confirmado este lunes que negocia desde hace meses con las españolas ILSA, filial de Air Nostrum, y Acciona para lanzarse a competir con Renfe en España cuando se abran a la competencia las líneas de tren de alta velocidad (TAV) en diciembre de 2020, según adelantó La Información. 

El objetivo sería poner en circulación los propios TAV de la Sociedad Nacional de Ferrocarriles (SNCF) en líneas nacionales, explicó a Efe una portavoz, que insistió en que el proyecto "está en fase de negociaciones".

Según el diario económico 'Les Echos', esas conversaciones realizadas bajo la asistencia del banco Rothschild, se basan en la convicción de ILSA (Intermodalidad de Levante SA) y Acciona de que Renfe es "vulnerable", en particular en las líneas de alta velocidad.

Para competir con el operador histórico español tratan de asociarse con un especialista del sector ferroviario, y la SNCF no es la única alternativa barajada. De acuerdo con el periódico francés, ILSA también tantea al grupo alemán Deutsche Bahn y a NTV, la empresa privada que en Italia ya compite con la compañía estatal Trenitalia.

Las principales bazas que puede hacer valer la SNCF son su experiencia en la explotación de trenes de bajo costo en Francia, con su marca Ouigo, y la capacidad para poner en servicio varias decenas de trenes de alta velocidad cuando se abra a la competencia el mercado español. Además, en caso de que ILSA se decantara por otro socio, el grupo francés contempla embarcarse en la explotación de líneas de TAV en España en solitario, según el mismo diario. 

Ofensiva fuera de sus fronteras 

Las grandes multinacionales ferroviarias, con el respaldo efectivo de sus respectivos Estados nacionales, necesitan lanzarse a una ofensiva allende sus fronteras con el fin de compensar en los mercados exteriores la eventual pérdida de cuota que supondrá la liberalización en cada uno de los mercados domésticos. Con esta intención, SNCF había tentado a Renfe ofreciendo la posibilidad de un acuerdo recíproco que supondría la entrada de la empresa francesa en la filial de bajo coste que Renfe tiene previsto lanzar el año que viene en España bajo la marca EVA. A cambio, las autoridades del país vecino abrirían las puertas para que la empresa española pudiera acceder a la red ferroviaria francesa.

El gigante galo ha disparado por elevación aprovechando el tirón de una tecnología que ya está homologada en su país, como son los llamados trenes inOui de doble piso. Con esta tarjeta de visita, la SCNF ha puesto en marcha sus dotes negociadoras para llegar a un acuerdo a tres bandas con Acciona y Air Nostrum, las dos empresas industriales españolas que con más ahínco vienen mostrando su interés por acceder al inminente mercado que se abre con la liberalización del transporte ferroviario de pasajeros. La desregulación definitiva de este segmento de negocio está acordada por la Comisión Europea para diciembre de 2020 pero los proyectos tienen que estar encauzados con una antelación de dieciocho meses, por lo que a partir de mediados del próximo año se pueden desencadenar movimientos radicales en el actual mapa del sector.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios