Su apuesta por la Inteligencia Artificial

Telefónica se enreda con Aura: no logra registrar la marca de su proyecto estrella

La ‘teleco’ española presenta su asistente de voz Aura, mientras su marca está aún pendiente de registrar tras cuatro intentos sin éxito.

José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica, durante la presentación de Aura en el MWC18.
José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica, durante la presentación de Aura en el MWC18. / EFE/ Quique García

Segundo acto. Mismo lugar. Y un despliegue espectacular. El auditorio de la Torre Telefónica en Barcelona estaba completo en la tarde del domingo, un día antes de que arranque la edición más complicada del Mobile World Congress. Directivos del más alto nivel, invitados de gigantes tecnológicos como Google, Facebook o Microsoft… Todos los ingredientes sobre la mesa.

Su presidente, José María Álvarez-Pallete trató de hacer una demostración de fuerza para presentar uno de sus proyectos estrella: Aura, el nuevo asistente digital de la compañía, con el que quieren mejorar la interacción de sus clientes. Una primera versión que ya ha visto la luz en seis países, entre ellos España… pero sin marca registrada. La ‘teleco’ no ha logrado el registro de la enseña tras cuatro intentos sin éxito.

Dos presentaciones y varios intentos

“Queríamos estar preparados para estar aquí y ahora”, aseguraba Pallete. Era la segunda vez consecutiva que se subía al escenario, junto al ‘jefe’ de Datos, Chema Alonso, para presentar su estrategia. No sólo eso. Este proyecto, junto con la cuarta plataforma, han sido el eje sobre el que han girado presentaciones clave de Álvarez-Pallete, como su último discurso ante los directivos de la compañía.

Y, en paralelo a sus presentaciones, la compañía se ha afanado en registrar la marca con la que operar. Por el momento, van cuatro intentos y aún no lo ha conseguido, según figura en los registros de la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipo).

Logotipo de Aura.
Logotipo de Aura presentado en uno de los intentos de registro.

Los primeros intentos los realizó realizó el 14 de diciembre de 2016. Entonces solicitó el registro de las marcas Movistar Aura y Telefónica Aura. Sólo unos días después, llevó a cabo el mismo proceso para registrar la enseña M Movistar Aura. El cuarto, justo después del pasado verano. En septiembre lo intentó de nuevo con Telefónica Aura, logotipo incluido. En ninguno de los casos lo ha conseguido, de momento, como consecuencia de las oposiciones recibidas debido al uso previo de esa misma denominación.

Fuentes oficiales de la compañía aseguran que este tipo de oposiciones en el registro de las marcas de nuevos proyectos son habituales en las grandes compañías. Es llamativo en el caso de Aura que este compás de espera hasta que se resuelvan todos los procedimientos coincide con presentaciones oficiales de Aura por parte de la compañía.

Hasta ahora, ante estas negativas en el registro, la compañía ha presentado las aplicaciones de la primera versión de Aura, sin que ese nombre haya aparecido en ninguna de ellas: Movistar+ Habla, en España; Mi Movistar, en Argentina; Meu Vivo Mais, en Brasil u O2 Ask, en Reino Unido.

Por otra parte, las mismas fuentes aseguran que la compañía tiene la obligación de registrar la marca de Aura, tanto para Movistar como para Telefónica, en todos los países en los que los va a operar.

Las oposiciones

Las oposiciones presentadas ante la Euipo giran sobre los mismos aspectos: que esa marca ya estaba siendo utilizada. Una de las empresas que se ha opuesto en todos los casos también es española. Se trata de la compañía vasca Nuevas Estrategias de Mantenimiento, con sede en San Sebastián. En la documentación que ha remitido al organismo europeo de registro de marcas argumenta su uso de la enseña Aura en “software de gestión para la gestión de la exploración, operación y mantenimiento de equipos complejos en sectores relativos al transporte, energía y aeronáutica”.

Otras oposiciones, por motivos similares, proceden del grupo de medios alemán Heinrich Bauer Verlag KG, dueño de numerosas revistas, publicaciones y emisoras de radio en Europa, y de la operadora británica Gamma Telecom Limited.

Las primeras respuestas… hasta 2019

Ninguno de los cuatro procedimientos presentados hasta el momento como oposición al registro de Aura por Telefónica está concluido. Los más avanzados, las primeras solicitudes de 2016, están en un proceso suspenso, en ‘cooling-off’ o periodo de reflexión en terminología de la Euipo, que se prolongará hasta mediados de 2019. Es decir, las partes tienen tiempo para reflexionar cuáles van a ser los movimientos, las alegaciones que presentes o, incluso, para retirar sus oposiciones.

Sea como sea, Telefónica se ha puesto frente a los focos con uno de sus proyectos estrella que, por ahora, no tiene marca registrada. A la ‘teleco’ le quedan aún meses por delante para lograrlo.

Ahora en Portada 

Comentarios