Lunes, 21.10.2019 - 00:02 h
Tras su reunión con el rey

La grieta entre PSOE y Podemos se dilata: Sánchez mantiene el 'no' a la coalición

El presidente del Gobierno en funciones aseguró que "no tira la toalla" y recordó que sigue abierto a otras fórmulas de entendimiento con UP

Sánchez ha evitado hablar de Podemos
La grieta entre PSOE y Podemos se dilata: Sánchez mantiene el 'no' a la coalición / EFE

La fisura entre las relaciones de los líderes de PSOE y Unidas Podemos, no parecen avistar una rendición por parte del presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, quien ha asegurado que "no tira la toalla" y que seguirá haciendo lo posible para llegar a un acuerdo con la formación 'morada', lo que implica superar la desconfianza de Pablo Iglesias.

En repetidas ocasiones, Sánchez ha expresado sus recelos hacia Iglesias, y los ha reiterado tras su reunión de este miércoles con el monarca Felipe VI. El tradicional despacho veraniego en el Palacio de Marivent de Palma, se ha celebrado solo tres días después de que el jefe del Estado expresara su predilección por un escenario de acuerdo frente al bloqueo político, sobre una posible repetición de elecciones.

A pesar de la investidura fallida, el socialista ha enfatizado que existen muchas fórmulas para llegar a un entendimiento con Unidas Podemos, a la hora de materializar un gobierno de izquierdas, pero ha insistido en que sigue descartando una ejecutiva de coalición.

El lastre de la "desconfianza recíproca"

Entre las opciones que baraja el líder socialista para formar gobierno, se encuentran, según ha apuntado el propio Sánchez y además de las vías portuguesa o danesa, un posible acuerdo de investidura o de legislatura, pero "partiendo de cero" y sobre la base de "un programa abierto para una propuesta política progresista común".

No obstante, el presidente en funciones ha subrayado que el principal escollo para el desbloqueo son los recelos entre ambos partidos y sus líderes: "De tantas veces decir que desconfía del PSOE, he acabado por desconfiar yo también de las posiciones de Iglesias y de Unidas Podemos".

El candidato socialista ha asegurado que, aunque mantiene la confianza en lograr los apoyos necesarios para el triunfo de la investidura, ha sacado "una lectura crítica" de lo ocurrido el pasado 25 de julio cuando Unidas Podemos dijo 'no' a un Gobierno socialista: "Es recíproca esa desconfianza, máxime cuando esa investidura falló".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios