Miércoles, 17.10.2018 - 10:15 h
Vuelve a la capital

Rajoy abandona Santa Pola: logra plaza de registrador de la propiedad en Madrid

El expresidente del Gobierno abandona la plaza que tenía en excedencia en la localidad alicantina para regresar a la capital.

Rajoy adiós dos
Mariano Rajoy deja Santa Pola / EFE

Apenas un mes ha estado Mariano Rajoy en Santa Pola. El expresidente del Gobierno se incorporó a su plaza como registrador de la propiedad en la localidad alicantina el pasado 20 de junio, unas semanas después de que saliese del Gobierno por la moción de censura de Pedro Sánchez. Desde un principio tuvo claro que quería volver a su profesión originaria y rechazó el sueldo al que tenía derecho para volver a su despacho de Santa Pola.

Pero siempre con la mirada puesta en Madrid, donde se quedaba su familia. Y un mes después ha logrado volver. Este jueves se han publicado las nuevas plazas asignadas por el Ministerio de Justicia y a Rajoy le ha correspondido la titularidad del registro mercantil número cinco de Madrid. Un despacho ubicado en el número 44 del Paseo de la Castellana que queda cercano de la sede del PP, en la calle Génova. 

Precisamente, en el mismo documento que publica la asignación de la plaza a Rajoy, aparece el de su hermana Mercedes Rajoy Brey, también registradora y que pasa de una oficina de Getafe a una de Madrid capital, lo que supone la reunificación de la familia en el terreno laboral. 

Orgulloso de su legado al PP

El pasado fin de semana, Rajoy se despidió del PP en el Congreso Nacional en el que salió elegido Pablo Casado como presidente del partido. El expresidente del Gobierno pronunció un discurso en su despedida en el que dejó algunos dardos tanto para el PSOE o Ciudadanos como para algunos de su propio partido. 

"Podéis mirar atrás con orgullo, otros no tienen nada que mirar, como son nuevos y están sin estrenar les falta el pasado, y otros, si tienen, prefieren no mirarlo para que no se les recuerde". De esta forma ironizaba sobre Ciudadanos y el PSOE, al tiempo que recordaba a los 'populares' que ellos sí tienen "pasado, presente y sobre todo futuro" porque hay millones de españoles deseando que tengan éxitos y dispuestos a apoyarlos.

Rajoy aseguró que se iba como líder, pero que eso no significaba que abandonara el partido. "Me aparto, pero no me voy", recalcó, tras puntualizar que espera que se interprete "bien" esta afirmación. En esta última intervención, Rajoy quiso dejar claro también que, por supuesto, será "leal" y ha apostilló: "Todos sabéis que yo sé lo que es ser leal", en estos días en los que tanto se han reprochado por parte del partido las críticas que ha tenido el expresidente José María Aznar hacia su gestión.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios