Lunes, 19.08.2019 - 16:47 h
Por las medidas que negociará Iglesias

El poder financiero y los empresarios, en guardia ante un Gobierno de PSOE y UP

La derogación de la reforma laboral, 'impuestazo' a la banca, subir el SMI a 1.200€... Medidas que el líder de los morados negociará con Sánchez.

La economía y empresarios, en guardia ante un Gobierno de PSOE y Podemos
La economía y empresarios, en guardia ante un Gobierno de PSOE y Podemos / UP

La formación de un Gobierno conjunto entre PSOE y Unidas Podemos ha encendido las alarmas entre los poderes económicos. Empresarios y financieros miran con atención durante estas horas a las negociaciones que están manteniendo en secreto los emisarios de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias. El líder morado no estará en el futuro Ejecutivo, pero la posibilidad de poner en marcha las medidas que la formación de izquierdas llevaba en su programa electoral ha provocado una sensación de intranquilidad tanto en el seno de la CEOE como entre algunos sectores del Ibex 35.

Las grandes empresas son consideradas uno de los objetivos prioritarios de Podemos para incrementar los ingresos. Los dirigentes morados han incrementado las alusiones al Ibex en los últimos días, sugiriendo incluso que Sánchez no quiere conformar un Gobierno de coalición por "presiones" de estos poderes económicos. Lo cierto es que, de llevarse, a cabo el programa de Unidas Podemos supondría toda una revolución en el terreno económico y tendría consecuencias directas en la cuenta de resultados de algunas de las principales compañías del país.

Impuesto específico a los bancos

El programa electoral de Unidas Podemos contenía un 'impuestazo' a la banca, una tasa que se articularía a través de dos mecanismos: un recargo específico de 10 puntos en el tipo nominal del Impuesto de Sociedades (sería una medida temporal por cinco años renovables); y elevar el tipo efectivo mínimo al 18% también en Sociedades.

Hay que recordar que esta segunda medida se encontraba recogida en el acuerdo presupuestario que firmó Iglesias con Sánchez, pero el Gobierno socialista no la llegó a implementar antes de adelantar las elecciones. Los socialistas tampoco la incluyeron en su proyecto para el 28-A.

Derogación de la reforma laboral

Es una de las líneas rojas de Podemos. "Hemos puesto en el centro del debate lo que nos parece más urgente, que es revertir los recortes en derechos laborales que ha sufrido la ciudadanía en los últimos años, empezando por la derogación de las reformas laborales y de sus aspectos más lesivos", explicó esta misma semana Noelia Vera. También fue uno de los puntos que PSOE y UP ya negociaron en el pacto presupuestario, pero los socialistas apuestas por una reforma parcial de la ley estrella de Rajoy en el terreno laboral. Apuestan, más bien, por un nuevo Estatuto de los Trabajadores.

Subir el IRPF a los que ganan más de 100.000 euros

La formación morada también plantea subir el IRPF para los españoles con ingresos superiores a 100.000 euros y elevar 3 puntos la tributación de las rentas del capital. Así constaba en el programa de Unidas Podemos para el 28-A. Propone, asimismo, "sanciones ejemplares" para los falsos autónomos y desvelar los nombres de quienes se acogieron a la amnistía fiscal de Cristóbal Montoro.

Subida del SMI y renta básica

Podemos es contundente y pide seguir elevando el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) hasta los 1.200 euros. Del mismo modo, proponen implantar una Renta Garantizada y que todos los hogares cobren mensualmente un mínimo de 600 euros al mes. Este ingreso podría llegar hasta los 1.300 euros en el caso de familias numerosas. El PSOE, por cierto, incluye en su programa un ingreso mínimo vital, pero no tan ambicioso como el de sus rivales.

Los morados han prometido también la reducción de jornada laboral a 34 horas semanales, de tal forma que la jornada de trabajo sería de 7 horas al día y de 6, los viernes. El objetivo de esta medida es impulsar la reorganización de horarios necesaria para conciliar la vida laboral y familiar.

El horizonte verde de Podemos

En materia mediambiental, Unidas Podemos llega aún más lejos que el PSOE y plantea medidas aún más ambiciosas. Se trata de propuestas que afectarían directamente a las empresas energéticas, inmersas en una dura batalla contra los planes ecológicos de Sánchez y la ministra Teresa Ribera. Así, la formación morada plantea que en el año 2040 todos los coches que circulen por las calles y carreteras españolas sean eléctricos. Para ello la formación de Iglesias propone un potente plan de inversiones en el vehículo eléctrico que contempla ayudas a la adquisición en función de las rentas, planes para la transformación de la industria automovilística y una amplia red de puntos de recarga por todo el país.

El partido también propone reducir el 90% de las emisiones de CO2 en el mismo 2040 y que ese mismo año todas las energías que se utilicen sean renovables. Para ello apuestan por reformar el marco jurídico para no penalizar la iniciativa privada, un apoyo a la innovación y el impulso de un agencia pública para la instalación de este tipo de energías limpias.

Hay que recordar que el PSOE de Pedro Sánchez decidió rebajar en el programa con el que se presentó a las elecciones generales las propuestas que afectaban a las empresas del Ibex 35. Así, lo que hace tres años era un documento repleto de ataques a las grandes compañías ha cambiado y en el del 28 de abril no había ninguna referencia comprometida hacia las mismas. Bancos, eléctricas o constructoras vieron con buenos ojos una decisión que ahora corre peligro con la posible llegada de Podemos al Gobierno.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios