Miércoles, 18.09.2019 - 01:36 h
Responde en una entrevista

Miki Núñez: "La foto con la estelada es vieja, ahora voy a representar a España"

El representante en Eurovisión quiere zanjar la polémica de la bandera independentista y se muestra ilusionado con el festival.

Miki representará a TVE en Eurovisión 2019
Miki Núñez se ha visto salpicado por la polémica independentista.

Miki Núñez, el joven de 22 años natural de Terrassa elegido para representar a España en el Eurovisión, se ha mostrado tajante respecto a la polémica surgida a raíz de una foto en la que el exconcursante de 'Operación Triunfo' aparece con la estelada independentista. "¿De qué año es esa foto? ¿2015, no? Y estamos en 2019, voy a representar a España en Eurovisión...", ha sentenciado el barcelonés.

El extriunfito interpretará la canción "La venda" en el festival de música europeo que se celebrará el 18 de mayo en Israel. La canción fue compuesta por Adrián Salas, miembro del grupo La Pegatina, y es el resultado de una mezcla entre rumba catalana y ska. Miki devela que "solo tenía un 10% de expectativas" pero que, al ver el efecto que producía la canción al público, "fue la señal de que había que levantar aquello a saco". También reconoce que al superar a la canción favorita para ganar, "Muérdeme" de María Villar, "es posible que la gente le viera más potencial en directo a la mía".

El intérprete se mostró convencido de que quiere replicar el éxito que tuvo la canción el 20 de enero, cuando resultó elegida. Además, Miki Núñez cree que la canción reúne "el equilibrio entre la elegancia que requiere Eurovisión y la fiesta que representan La Pegatina y España, así como una letra potente que habla de dejar atrás prejuicios sociales". "A mí todavía se me tiene que caer la venda en muchos casos", reconoce el cantante. Y añade: "Lo que la canción dice es que estamos haciendo las cosas mal, que si te vendes, obviamente alguien te comprará, y que si estás mal hay que intentar hacer las cosas bien por amor propio, no por los demás".

El joven catalán ha confirmado que la semana que viene grabará de nuevo la canción y que también se pondrá en marcha la grabación del videoclip, sobre el cual ha revelado que "se nos ocurrió que se rodara en la calle y que, como se habla de saltar prejuicios, apareciera gente sorteando muros. Pero no hay nada seguro". La canción acumula actualmente 2.6 millones de reproducciones en Spotify, pero Miki dice que "no soy muy obseso con los números, pero es un reflejo de que ha gustado. Mi sueño es ese, que la gente baile y se sienta identificada con mis canciones".

Dentro de los compromisos previos a Eurovisión, Miki ha confirmado que asistirá a la célebre fiesta o 'preparty' de Ámsterdam. Además, será el anfitrión del último de estos foros para 'eurofans', en Madrid el 20 de abril de la mano del equipo de Eurovision-Spain. Actualmente se haya inmerso en los ensayos de la gira de "OT 2018", que arranca el viernes 8 de febrero en el WiZink Center de Madrid, ocasión que aprovechó el actor y director Javier Calvo para invitarle a cenar en su casa y presentarle a Massiel.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios