Domingo, 16.06.2019 - 23:30 h

La policía turca difunde imágenes del sospechoso del atentado de Estambul

Se sabe que es un hombre de 28 años nacido en Kirguizistán, podría haber estado en la guerra siria, lo que explicaría la frialdad con la que actuó.

La policía turca exhibió por error el pasaporte de un hombre que asegura que no estuvo en Estambul durante la Nochevieja que ocurrió el ataque.

Imágenes del presunto terrorista de Estambul

Las detenciones realizadas por la policía turca estrechan el cerco sobre el responsable de la masacre perpetrada en el club Reina de Estambul. El presunto culpable es un varón de 28 años nacido en Kirguizistán o Uzbekistán. Se desconocen más datos biográficos. Junto a las fotografías difundidas, se han logrado rescatar vídeos de la llegada a la sala, pero no se ve el rostro del asaltante.

Se cree que el terrorista llegó desde Siria a Turquía, fijando su residencia en noviembre de 2016 en Konya, ciudad situada en el centro del país, acompañado de su mujer y dos hijos. Su mujer ha confesado que se enteró del atentado por los medios y que desconocía que su marido era afín al Estado Islámico. Sin embargo, se cree que que el autor fue entrenado para dominar el uso de armas y que combatió en Siria para el Estado Islámico.

La policía turca ha difundido un vídeo en el que se ve al presunto culpable grabándose sí mismo en la plaza Taksim de Estambul, días antes del atentado. Según las autoridades turcas, "La información sobre las huellas dactilares y la apariencia básica del terrorista ya se ha encontrado. Tras ello, se llevará a cabo rápidamente el trabajo para identificarle".

Fuentes oficiales destacan el parecido del sospechoso con un miembro de la célula del atentado suicida perpetrado en junio contra el Aeropuerto Internacional Ataturk de Estambul, responsabilidad del Estado Islámico. El grupo terrorista reivindicó ayer el ataque.

Asimismo, la policía turca mantiene la estrecha vigilancia sobre los responsables del atentado y ha detenido a dos extranjeros en el aeropuerto de Atatürk, en Estambul. No ha transcendido su identidad, ni las de los otros catorce detenidos, pero han sido trasladados a una comisaría de Estambul.Las imágenes no confirman la presencia

En las imágenes de las cámaras de seguridad se aprecia a un hombre vestido de negro íntegramente, con un pasamontañas que solo deja al descubierto sus ojos. Iba armado con un Kalashnikov AK-47. Se descarta que fuese un hombre disfrazado de Papá Noel, como se dijo en un primer momento.

Se sabe también que disparó un total de 180 balas durante siete minutos a los más de 600 asistentes, comenzando el ataque alrededor de la una de la madrugada del día 1. El balance continúa siendo de 39 muertos y 69 heridos, aunque fuentes del gobierno turco confirmaron que tres ellos estaban en estado grave. 

Testigos presenciales confirman que el terrorista disparó contra los heridos y que parecía conocer de antemano el lugar. Además, el futbolista Sefa Boydas, que se encontraba en el club Reina la pasada Nochevieja, aseguró que era "preciso en el tiro, como un profesional. Disparaba a la gente desde 10 o 15 metros de distancia".

Mehmet Yilan, que trabaja como camarero en el club desde hace doce años, ha asegurado que el terrorista "Estaba disparando al azar pero apuntando a la parte superior del cuerpo. No solo quería herirles". Los expertos consultados por el diario 'Hurriyet' parecen coincidir en que el autor del atentado era un profesional con formación en el manejo de armas.Se tienen sus huellas dactilares

Según Reuters, el terrorista disparó a los presentes en la planta superior y bajó a la inferior, donde siguió con el ataque. Posteriormente se encaminó a la cocina del club. Allí permaneció unos 13 minutos antes de cambiar de ropa, quitarse el abrigo y escapar del lugar. Además, limpió su arma antes de marcharse.

A continuación, se subió a un taxi y se bajó cerca tras decirle al conductor que no tenía dinero para pagar. Los investigadores han encontrado 500 liras turcas en el bolsillo del abrigo que dejó en el club y la Policía está investigando si llevaba dos abrigos cuando entró en el Reina. Después del trayecto en taxi pudo coger un ferry hasta un ferry la ciudad de Yalova, cruzando el mar de Mármara.

Tras la nota publicada por el Estado Islámico, se confirma que fue la incursión militar de Turquía en Siria, lanzada el pasado mes de agosto, lo que ha enervado al grupo terrorista. Erdogan ha confirmado que la ofensiva continuará hasta que se eliminen todas las amenazas a las que se enfrenta el país. Ayer mismo golpeó un centenar de objetivos en Siria.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios