Viernes, 23.08.2019 - 21:55 h
Es el menor recorte desde 2002

El paro 'pincha' en julio y solo baja en 4.253 personas en plena desaceleración

El desempleo registrado en el mes de julio cae seis veces menos que en el mes anterior a pesar de ser temporada de contrataciones veraniegas. 

Gráfico paro julio de 2019
   

El paro registrado en las oficinas de los Servicios Públicos de Empleo en el mes de julio se ha reducido en tan solo 4.253 personas en el mes de julio, un dato que está muy por debajo de los más de 27.000 en que se rebajó en el mes anterior y que no permite que el número total de desempleados en nuestro país baje de la cota histórica de los tres millones de desempleados, que se queda en 3.011.433. Es el menor recorte del paro mensual desde julio del año 2002 y refleja de forma muy clara que la economía está en plena desaceleración. El número de afiliados a la Seguridad Social se mantiene en el récord de los 19,5 millones, pero con un incremento mínimo en el mes de julio, a pesar de la actividad turística del verano. 

En esta ocasión el paro mensual registrado ha confirmado los malos presagios sobre el empleo que ofrecía hace apenas dos semanas la Encuesta de Población Activa del INE, que apuntaba a una paulatina desaceleración en la generación de puestos de trabajo en el segundo trimestre del año. El recorte del empleo en julio no se veía desde hace diecisiete años y que es más de seis veces menor que la reducción lograda en el pasado junio. Todo ello en un mes en el que se suelen dar muchas contrataciones temporales de verano. De hecho, si se elimina el componente de la estacionalidad, en julio habría subido el paro en 2.915 personas, un dato que marca la tendencia a futuro de este parámetro. 

Desde el inicio de la serie histórica, el paro ha descendido en este mes en veinte ocasiones y sólo ha subido en tres: en julio de 2005, cuando aumentó en 14.557 personas, y en los mismos meses de 2007 y 2008, cuando repuntó en 4.469 y 36.492 desempleados, respectivamente, en las puertas de la gran crisis económica causada por la burbuja inmobiliaria. A pesar de que el dato de julio no ha sido tan bueno como se podía esperar, hay que apuntar que en la comparativa de los últimos doce meses se ha producido una bajada del paro de 123.588 personas. 

Por sectores económicos de procedencia de los trabajadores, el dato registrado disminuye en todos los sectores respecto al mismo mes del año anterior, pero no así si se hace la comparación mensual. De hecho, el paro subió el mes pasado en la construcción y en el sector servicios, lo que indica cierta ralentización de las contrataciones turísticas, que no se daba en la última década. Ese dato se corresponde con el desglose mensual por comunidades autónomas: el paro de julio sube en nueve regiones y la que más lo hace, con un 3,2% más son las Islas Baleares, seguidas de Navarra, La Rioja y Canarias. 

Contrataciones y afiliación a la Seguridad Social

Este freno en la reducción de julio contrasta con la buena cifra que se logró en el número de contratos realizados, por encima del mes anterior y que llegó a las 2.179.527 de contrataciones, 92.872 más que en el mismo mes de un año antes (4,45% más), si bien solo un 8,5% de todos ellos fueron indefinidos. El acumulado en los siete primeros meses del año alcanza los 13,1 millones de contrataciones hechas.

En esa misma tónica de freno a la creación de empleo se comportó el séptimo mes del año la Seguridad Social, que cerró julio con un aumento medio de 15.514 afiliados, apenas un +0,08% más que en el mes anterior, según los datos del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Con el repunte registrado, el total de ocupados se situó en 19.533.211 afiliados, para lograr un nuevo máximo de la serie histórica.

El departamento de Trabajo ha resaltado que este total refleja los incrementos en las tres principales actividades económicas -Industria, Construcción y Servicios- así como el descenso en Agricultura, Ganadería y Pesca. En valores interanuales, la afiliación ha crecido en 490.401 cotizantes en los últimos doce meses (un 2,58% más), un ritmo que cae ligeramente del medio millón que se venía manteniendo y que refleja de nuevo que la tendencia es ya a la baja en ese cómputo. 

Es significativo que en mayo de 2019, por primera vez, el número de mujeres ocupadas superó los 9 millones. En julio la cifra ha sido de 9.006.924. En términos porcentuales, la variación interanual de las mujeres afiliadas (3,05%) crece por encima de la de los hombres (2,17%).

Ahora en Portada 

Comentarios