Lunes, 12.11.2018 - 19:46 h
Especializado en fusiones y adquisiciones

El exministro de Justicia Rafael Catalá ficha por el despacho Herbert Smith

El político vuelve al sector privado, a un despacho donde también está el expresidente de RTVE Leopoldo González-Echenique.

Fotografía Rafael Catalá
El exministro de Justicia Rafael Catalá / EFE

¿Puerta giratoria para Rafael Catalá? El exministro de Justicia vuelve al sector privado. Pasará a formar parte del despacho de abogados Herbert Smith Freehills, especializado en fusiones, adquisiciones y en el asesoramiento de operaciones internacionales, según han confirmado fuentes conocedoras.

No lo hará como socio del despacho, sino como miembro de su comité asesor y de su fundación, añaden las citadas fuentes. Herbert Smith ha declinado hacer comentarios a La Información sobre el fichaje. Catalá no tendrá exclusividad, ni relación directa con los clientes lo que, a priori, le permitiría seguir como diputado. También es el negociador del PP en la reforma del Consejo General del Poder Judicial.

Catalá regresa así al ámbito empresarial y lo hace en un bufete que está en plena ronda de fichajes. El último abogado de renombre en incorporarse a sus filas había sido, hasta este movimiento, Leopoldo González-Echenique, expresidente de Radio Televisión Española (RTVE) durante el primer Gobierno de Mariano Rajoy.

Catalá fue uno de los ministros de Rajoy que en las primarias del PP se decantó por la exresponsable de Defensa, María Dolores de Cospedal. Tras su derrota en la primera vuelta de la carrera por la presidencia de la formación conservadora, Catalá se integró en la lista de afines a Pablo Casado.

Del Ministerio, al Congreso… y a la empresa

Licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid y funcionario del Cuerpo Superior de Administradores Civiles del Estado, Rafael Catalá es actualmente diputado y, además, preside de la Comisión de Interior del Congreso.

El fichaje no pasará, previsiblemente, por la Oficina de Conflictos de Intereses del Ministerio de Hacienda, que debe dar el visto bueno a los contratos privados de los altos cargos, dado que Catalá no llega al bufete en condición de socio.

No es la primera vez que Catalá forma parte de la primera línea de una gran empresa. Antes de incorporarse al Gobierno de Rajoy fue secretario general del operador de apuestas y juegos de azar Codere. Y, entonces, ya había pasado por la Administración Pública, porque fue Secretario de Estado de Justicia durante la presidencia de José María Aznar.

Ahora, Rafael Catalá formará parte de un despacho de abogados que tiene a gala trabajar para las grandes compañías del Ibex 35 en sus transacciones, tanto dentro como fuera de España. En España está encabezado por Miguel Riaño, especializado, sobre todo en dos sectores empresariales: el energético y las infraestructuras. Por ejemplo, ha sido uno de los despachos que ha asesorado al consorcio constructor del AVE a la Meca.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios