Miércoles, 20.03.2019 - 09:21 h
La eléctrica presenta resultados

Endesa presume de pagar un 24% por Sociedades en plena ofensiva de Hacienda

Sánchez estudia aumentar este gravamen hasta el 15% pero aún no está claro si se aplicará sobre el resultado contable o la base imponible. 

Fotografía de Borja Prado, presidente de Endesa
Borja Prado, presidente de Endesa. / EFE

La eléctrica Endesa saca pecho en sus cuentas sobre su contribución al fisco en medio de la ofensiva fiscal del Gobierno de Pedro Sánchez para que las grandes empresas paguen más. Unos beneficios de más de 750 millones de euros y el pago de una tasa efectiva del 23,2% relativa al Impuesto sobre Sociedades en el primer semestre del año. El pago habría ascendido a 228 millones de euros con, según confirma la propia empresa, un aumento de 38 millones con respecto al mismo periodo del año anterior. 

Lo cierto es que tras el anuncio del Gobierno de su interés en crear una nueva arquitectura fiscal "de primera" para garantizar unos servicios sociales "de primera", la tributación de las grandes empresas está en el punto de mira. El Ejecutivo de Pedro Sánchez estudia una subida de uno de los impuestos centrales en el sistema tributario español con un tipo efectivo mínimo del 15%. 

¿Cuál es el problema? Hacienda aún no ha precisado si este porcentaje debe aplicarse sobre el resultado contable o sobre la base imponible. Este último dato es la base sobre la que se aplica el impuesto en este momento  y los ingresos por este gravamen se multiplicarían de forma significativa de aplicarse la subida en estudio. 

Además, con la aplicación de este nuevo Impuesto de Sociedades desaparecerían todas las bonificaciones, deducciones o exenciones que existen a día de hoy y que permiten a algunas grandes compañías pagar menos tasas. En cambio, algunas grandes compañías, como Endesa, ya han empezado a sacar pecho de sus contribuciones a la hacienda pública dejando atrás el periodo en el que conseguir los datos de tributación de este tipo de corporaciones era una misión casi imposible. 

De todos modos y a falta de aclarar qué tipo de exenciones se eliminarían, esta decisión supone que las grandes empresas no van a poder descontarse de los beneficios de un año las pérdidas que sufrieron en ejercicios anteriores, como hacen en la actualidad, sobre todo para paliar los números rojos de la etapa de crisis.

La CEOE fue uno de los primeros organismos en salir a defender a los empresarios ante la ofensiva fiscal el Ejecutivo. Hace apenas unas semanas Juan Rosell y Antonio Garamendi anunciaron que preparaban un informe para intentar convencer a Sánchez y a la ministra María Jesús Montero de que las empresas ya soportan una carga impositiva elevada y que no quieren más presión fiscal.

Resultados récord

La compañía eléctrica ha obtenido en el primer semestre del año un beneificio neto de 752 millones de euros, un 15% más que en el mismo periodo del año anterior impulsada por la liberalización del mercado. En cuanto a los ingresos, la compañía presidida por Borja Prado consiguió la entrada de 9.934 millones de euros, apenas un 1% menos que el primer semestre de 2017.

El resultado bruto de explotación del grupo se situó en 1.804 millones de euros a cierre del mes de junio, con un incremento del 12% interanual. Además, el beneficio operativo, Ebit, en el primer semestre fue de 1.053 millones de euros, un 17% más.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios