Viernes, 06.12.2019 - 11:16 h
Tras las cifras de 2018

HBO pagó 170.000 euros de impuestos en España en tres años con su sede en Suecia

La rival de Netflix mantiene estructura basada en Estocolmo. Declaró 3,4 millones de ingresos con su filial local, muy por debajo de la cifra real.

Varys
HBO pagó apenas 170.000 euros de impuestos en 3 años. / HBO/Helen Sloan

Apenas 170.000 euros de impuesto de sociedades en los tres años en los que ha estado operando en el mercado español. Es la reducida factura fiscal pagada por el gigante del 'streaming' de vídeo HBO en este país. La compañía estadounidense, archirrival de Netflix, mantiene la estructura con la que arrancó: sus clientes locales pagan la suscripción mensual a su plataforma de cine y series a una compañía con sede en Suecia.

HBO fue la primera gran multinacional de este sector que decidió abrir filial. Al contrario de lo que hizo su máximo competidor, inició sus operaciones en 2016 en el mercado español con su 'streaming' con su filial Home Box Office Spain Ventures. Y repitió la misma estructura de otros gigantes tecnológicos, como Google, Facebook o Uber.

Con esta estructura ha conseguido recortar al mínimo su factura fiscal en España. En el año 2018, cuyas cuentas acaban de ser presentadas en el Registro Mercantil, pagó apenas 101.000 euros de impuesto de sociedades, después de los ajustes y la inclusión de los gastos no deducibles. Esto se suma a los 68.500 que abonó a la Hacienda española en los dos ejercicios anteriores.

La clave no está tanto en las ganancias netas logradas, a las que se le aplica el tipo del 25% exigido por ley, sino en el negocio que efectivamente se declara en sus cuentas. La sociedad ingresó en sus arcas apenas 3,4 millones de euros en el último año. Desde que está presente en España suma 5,7 millones. La inmensa mayoría fue a parar en forma de servicios de promoción y marketing a HBO Nordic AB (con algunas cantidades pequeñas a la filal en Hungría y Portugal), su socio único y quien realmente factura a los clientes en España. Por tanto, esta cifra ni se acerca al negocio real -muy superior- que genera su plataforma de 'streaming' en el país.

Para dar respuesta a estos servicios secundarios de promoción este tipo de compañías no necesitan estructuras de personal y gastos especialmente grandes. En concreto, cerró el pasado año con una plantilla que rozaba la veintena de empleados, con dos directivas mujeres. Con un desembolso total de 2,4 millones en sueldos, supone un salario medio de algo más de 13.000 euros.

Esta estructura fiscal, que ha permitido reducir la factura fiscal pagada por las grandes multinacionales tecnológicas en todos los países en los que operan fuera de las fronteras de Estados Unidos, se ha convertido en un dolor de cabeza para los gobiernos de medio mundo. En España, el Ejecutivo de Pedro Sánchez ha puesto sobre la mesa la llamada 'Tasa Google', con la que se pretende gravar con un 3% los ingresos generados por la publicidad online, la intermediación y la venta de datos. No es el único intento. También se ha intentado en otros países como Francia. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha propuesto que los impuestos se paguen donde tengan los usuarios.

¿Hacienda ha puesto el ojo en compañías como HBO? La firma del 'streaming' no ha recibido ninguna inspección en estos tres años. Al menos no ha dado cuenta en la memoria anual. Sí que lo han hecho otros gigantes tecnológicos como Google, Amazon, Microsoft o la propia Apple. En los tres últimos años, entre las diferentes investigaciones realizadas a las cuentas de todas ellas, se han aflorado más de 30 millones de impuestos no pagados.

Pese a la reducida factura fiscal de HBO, la de su archirrival Netflix está muy por debajo en su primer ejercicio fiscal en España, el de 2018. En esa ocasión, a través de sus dos filiales, pagó apenas 3.140 euros. Hay que tener en cuenta que empezó operaciones en septiembre. Su estructura fiscal es similar a la que mantiene HBO, aunque con la sede en Holanda, desde donde cobra a todos sus clientes.

Subida de precio

HBO acaba de anunciar en España que subirá los precios a partir del próximo mes de noviembre. Comunicó a sus clientes que elevaría la cuota mensual de 7,99 a 8,99 euros. “La razón principal por la que subimos los precios es que estamos ampliando la producción de series de calidad para poder traer al servicio aún más producciones americanas de HBO como Watchmen o Chernobyl", apuntaron.

¿Cuántos usuarios tiene en España? Es una incógnita. Ellos no lo hacen público y el único que trató de hacer una aproximación fue la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). El organismo supervisor estimó el pasado mes de julio que todas estas plataformas de vídeo bajo demanda, incluida HBO, suman 6 millones de contratos en España. Sin embargo, ha decidido dejar de publicar estos datos a la espera de reformar su Panel de Hogares, para tratar de afinar más.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING