Sábado, 14.12.2019 - 04:17 h
La empresas revolucionadas

Registro obligatorio de la jornada laboral: cinco claves para entender la nueva ley

Desde este lunes, 12 de mayo, todas las empresas están obligadas a registrar la jornada laboral de sus trabajadores.

Oficina vacía
La compañía junto con los trabajadores puede elegir el sistema de registro del horario laboral / Pixabay

Desde este 12 de mayo todas las empresas están obligadas a registrar la jornada laboral de sus trabajadores. El Ministerio de Trabajo tiene previsto difundir una "guía práctica" para las empresas "con el fin de establecer unos criterios que sirvan de orientación a empresas y trabajadores" con la intención de dar un empujón a las negociaciones internas en las empresas para que lo apliquen cuanto antes.

Las claves

1. La compañía junto con los trabajadores puede elegir el sistema de registro del horario laboral que mejor se adapte a sus necesidades, pero siempre debe “registrar el horario concreto” del inicio y final de la jornada laboral. En ningún caso serán considerados como válidos los cuadrantes horarios. 

2.  El decreto que regula el registro horario obligatorio no define qué se considera tiempo de trabajo efectivo. "Determinarlo es fundamental de cara a la obligación de registro", avisa desde Cuatrecasas su socio Valentín García. En la guía práctica que está elaborando el Ministerio de Trabajo se promete aclarar cuestiones como esta: ¿Qué se considera tiempo de trabajo y cómo se computan los descansos?

3. La Inspección de Trabajo ha comunicado que dará margen a los negociadores y, no se ha concretado hasta cuándo, pero, de momento, no habrá multas. Llegado el momento, si el registro no se realiza de una forma correcta, las multas podrán llegar a alcanzar los 6.250 euros.

4. Esta nueva ley no hace que las horas extra necesariamente vayan a ser retribuidas, el objetivo del registro horario obligatorio es acabar con el lastre de las horas extra impagadas y permite que las horas extra se abonen o que se concedan descansos compensatorios.

5. Las fichas tendrán que guardarse durante cuatro años en los registros de la empresa, tiempo durante el que la Inspección podrá solicitar los datos. Todos los detalles del fichaje, así como los datos necesarios para su realización deben estar sometidos a la Ley Orgánica de Protección de Datos.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING