Viernes, 20.09.2019 - 03:28 h
Argumentario de los socialistas

Sánchez activa el modo elecciones y carga contra Iglesias para hundirle en las urnas

Moncloa acusa a Podemos del bloqueo de la investidura y advierte que "ningún votante de izquierdas" entendería una repetición de los comicios.

Sánchez activa el modo elecciones y carga contra Iglesias para hundirle en las urnas
Sánchez activa el modo elecciones y carga contra Iglesias / PSOE

Sánchez y sus colaboradores ya piensan en las segundas elecciones. En realidad llevan pensándolo dos semanas, cuando decidieron fijar la investidura para el día 22, 23 y 25 de julio. "Lo vamos a intentar hasta el final", dice una fuente de Moncloa. "Todo está bloqueado", añade otra desde el PSOE. Lo cierto es que en el 'sanchismo' ya se empieza a tener claro que ni Unidas Podemos ni PP ni, por supuesto, Ciudadanos girarán en sus posiciones y el 10 o el 17 de noviembre los españoles tendrán que acudir de nuevo a votar.

Con la cabeza más centrada en esos nuevos comicios que en un giro de los acontecimientos de última hora, el equipo de Sánchez ya ha comenzado a culpar a Pablo Iglesias del bloqueo. Así se expresaban fuentes del entorno del candidato socialista, una vez confirmado el fracaso de las negociaciones: "En los últimos doce meses la izquierda ha sabido entenderse, como ha sido con el SMI, las pensiones, la sanidad universal, el salario de los funcionarios... Ningún votante de izquierdas entendería un nuevo bloqueo". 

Es más, Sánchez acusa a Iglesias de querer agarrarse al sillón reclamando una vicepresidencia para él y echando por tierra todas las propuestas que salieron el lunes de la Ejecutiva de Ferraz. "El documento de trabajo propuesto sirve para avanzar con iniciativas concretas y con sensibilidad progresista, pero no hemos tenido respuesta", explican las mismas fuentes. Tampoco, dicen, ha habido reacción de Unidas Podemos a la propuesta del PSOE de crear una comisión de seguimiento de acuerdos ni a la de proponer nombres de independientes de reconocido prestigio para el futuro Consejo de Ministros. "Con el documento [del lunes] queríamos abrir una nueva etapa, pero tampoco ha habido respuesta de Iglesias", denuncian desde el sanchismo.

En el PSOE no se fían de Podemos y no olvidan el intento de sorpasso de 2016, cuando Iglesias provocó por primera vez la repetición electoral: "Para formar un gobierno es necesario que haya sinceridad, confianza y lealtad y eso no se hace hablando de propuestas que no han existido", se quejan desde Moncloa. Recuerdan que Sánchez no ha ofreció ningún ministerio a Podemos. "UP dice que el PSOE ha decidido ir a nuevas elecciones y eso no es cierto. Tenemos ánimo de pactar, pero quizás no exista el mismo animo en UP", denuncian.

Ojalá Iglesias no quiera impedir un Gobierno de izquierdas

"Ojalá el señor Iglesias no quiera impedir, por segunda vez, un Gobierno de izquierdas", afirman fuentes socialistas. "La investidura es el 23 de julio y esa es la oportunidad", insisten antes de recordar que "este país necesita un Gobierno en marcha cuanto antes". Sobre la petición de un Gobierno de coalición, tal y como propone Iglesias, desde el PSOE repiten el argumento de que "no suman 176 diputados y hemos dicho que no queremos hacer descansar la legislatura en los partidos independentistas".

En el equipo de Sánchez descartan presentarse a una segunda investidura antes de que se cumpla el plazo constitucional de dos meses, el 25 de septiembre. "Si el señor Pablo Iglesias prefiere hablar de personas y no de programa, la situación no va a cambiar en septiembre; no habría segunda oportunidad", concluyen.

Este martes Sánchez intentó realizar un llamamiento a la responsabilidad del PP sugiriendo a Pablo Casado, con el que también se reunió por la tarde, que sus 66 diputados protagonicen una abstención patriótica. El líder de los populares lo descartó inmediatamente denunciando que el candidato quiere hacer descansar sobre ellos la responsabilidad de solucionar el bloqueo político. "Seguimos teniendo la mano tendida para seguir avanzando en el mayor acuerdo posible", remataban las fuentes socialistas.

CIS: Sánchez arrasaría en unas segundas elecciones, PP subiría y Cs y UP caerían

En Moncloa y en el PSOE, en definitiva, no temen a unas segundas elecciones. Es más, las perspectivas electorales que manejan no son malas. Y ahora, con el mensaje lanzado ayer, han comenzado a justificar la celebración de esos nuevos comicios. El CIS del mes de junio, cuando todavía no se había confirmado el bloqueo les impulsaba en las urnas: arrasarían en unos nuevos comicios y conseguiría el 39,5% de los votos. Sería una victoria histórica para Ferraz, superando en casi nueve puntos a los resultados del pasado 28-A (28,6%) y mejorando tres puntos en apenas un mes (36,5% en el barómetro de mayo). Este miércoles se conocerá el sondeo postelectoral del centro liderado por José Félix Tezanos, un barómetro con el que los socialistas esperan ratificar sus posiciones. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios