Uno de los mejores restaurantes de Vizcaya y con estrella Michelin

Restaurante Andra Mari, un lugar recomendable con todas las garantías

Auténtica cocina vasca, vizcaína para más señas,  en la que cabe un recetario rural y donde se utiliza el mejor pescado del Cantábrico.

Lomo de ciervo

Gracias a la ubicación sobre el pueblo de Galdakao, Andra Mari goza de unas vistas maravillosas sobre las montañas de Dima, Oiz y Gorbea así como sobre el valle que recorre el río Ibazabal. Su fisonomía es característica de los típicos caseríos vascos: su fachada de ladrillo visto y vigas de madera exteriores, no engañan a nadie y cabe suponer lo que vamos a encontrar en el interior. Auténtica cocina vasca, vizcaína para más señas, y en la que cabe el recetario propio del interior, más rural y la que utiliza el mejor pescado del Cantábrico.

andra MAri
 

Gestionar un restaurante en la zona no es algo obvio, cuando la media es tan alta, sobresalir, lógicamente es más difícil, hay que esmerarse aún más para estar entre los mejores. Hoy, los hijos de Patxi Asúa, fundador del local en 1964, se encargan de mantener el listón que durante tantos años impusieron su padre y sus tíos. Roberto Asúa, hijo de Patxi, es quien dirige personalmente el restaurante con una impronta similar a la que un día permitió impulsar lo que entonces era una sidrería sin más, hasta los niveles y las cotas de calidad alcanzados.

Roberto se esfuerza por subrayar las cualidades que le posicionan como uno de los mejores restaurantes de la comarca: El empleo de buen producto, saber sustanciar recetas de siempre con un toque contenido que actualice y versione presentaciones y raciones, pero sin perder la identidad del plato; son sus señas de identidad.

A una carta en la que sobresalen platos contundentes como se espera de la buena cocina vasca, el caldo de alubias con morcilla y berza es un plato con sustancia. Las almejas, excelente materia prima, se resuelve con la sencillez de un refrito de ajo y perejil. El arroz cremoso de liebre muy logrado y la sopa de pescado está a la altura de lo que se espera de este plato tan del norte. De los pescados, los lomos de salmonete en salsa verde resulta un plato original y bien resuelto. Entre las carnes, el rabo de buey y las carrilleras, tienen solvencia. Muy buenos ambos platos.

Además, cuentan con dos menús, el tradicional por 30€ y el Andra Mari por 50€ que a la vista de los precios de restaurantes similares, resultan muy competitivos. Para acabar, se agradece mucho el detalle de disponer de una carta de media docena de cafés de orígenes tan dispares e inusuales como India o Etiopía. Es una pena que en tantos buenos restaurantes tras una gran comida, decaiga su percepción cuando sirven cafés mediocres o mal elaborados. Los postres están bien trabajados y resueltos con originalidad como una muy rica panacotta de enebro y esencia de albahaca.

Andra Mari

Barrio Elexalde 22, Galdakao, Vizcaya

 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios