Viernes, 13.12.2019 - 16:26 h
No es oro todo lo que reluce

¿Debes aceptar una contraoferta cuando surge un nuevo trabajo? Cinco claves

No es buena idea aceptarla sin pensarlo. Hay muchas cosas a tener en cuenta que no puedes dejar pasar.

El dinero debe ser solo una de las variables. / Pexels
El dinero debe ser solo una de las variables. / Pexels

Le has dado muchas vueltas. Te has puesto en serio y finalmente lo has conseguido. Llega un nuevo trabajo en otra empresa que te reporta mucho más. Es económicamente mejor y lo sientes como una gran oportunidad para tu trayectoria profesional. Vas a la oficina de tu jefe y se lo comunicas. Y entonces ocurre una de las situaciones más incómodas: te lanza una contraoferta.

No tenemos muy claro qué hacer. Al fin y al cabo es una decisión que solo puedes tomar tú. Hay un movimiento que sostiene que aceptar una contraoferta no es la mejor opción y que puede afectar al desarrollo positivo de tu carrera. Pero en lo que no hay duda es en que las contraofertas son estresantes para todos los involucrados.

Kelly O. Kay y Michael Cullen llevan más de 30 años buscando ofertas para ejecutivos senior en nuevos puestos, y para esto les ayudan a despedirse de su anterior trabajo. Uno de los dramas que más se repiten es este: la contraoferta. Es un momento que acaba quitándole el sueño al bienaventurado a marcharse y haciendo desestabilizar su seguridad en el asunto del cambio de empresa.

Ellos saben que es un momento muy complicado. Por eso, en un artículo para 'Harvard Business Review' dan algunas de las cuestiones a tener en cuenta para que este trance se haga más llevadero.

La cuestión del dinero

Cuando has lanzado ya tu noticia al jefe, la pregunta de si es por dinero se hará realidad en menos que canta un gallo. Debes de tener cierto talento para responder, y el consejo más adecuado es sumar algún que otro aspecto más, no solo el económico.

“Si crees que estás mal pagado y no tiene otra razón convincente para irte, intentar aprovechar una oferta externa podría ser contraproducente. Muchas compañías se abstienen de hacer contraofertas porque no quieren tentar a las personas a que amenacen con su partida con el fin único de ganar más”, dicen Kay y Cullen.

La cuestión de las repercusiones

Tienes que valorar las consecuencias más inmediatas de aceptar esta contraoferta. Entre estas consecuencias se encuentran la reputación, la lealtad y la pérdida de confianza hacia tu persona dentro de la empresa.

“Otras consecuencias negativas incluyen un jefe que puede sentirse chantajeado y colegas que se resienten por lo que consideran un tratamiento especial. También hay que considerar tu reputación fuera de la empresa”, inciden Kay y Cullen.

Deja que te planteen todas las opciones, pero toma la decisión con cautela. / Pexels
Deja que te planteen todas las opciones, pero toma la decisión con cautela. / Pexels

La cuestión de un historial impecable

Debes valorar que la aceptación de esta contraoferta pueda o no manchar tu currículum. Porque, ¿cuáles son las probabilidades de que tu aceptación de una contraoferta sea buena para tu carrera? Debes de ponerte en el peor de los casos. Ya que la desconfianza en ti va a crecer muy probablemente.

La cuestión de escuchar a tu jefe

“Aquí es cuando tu jefe, al ser informado de tu decisión de irse, te dice que la compañía había estado pensando en un nuevo rol o nuevas responsabilidades para ti que le gustaría tener la oportunidad de presentarte sus pensamientos”, plantean Kay y Cullen.

Pregúntate si realmente crees que la oferta es algo que habrían hecho de todos modos en algún momento de un futuro cercano. Si es así, es muy probable que desees reconsiderar tu decisión de marcharte.

La cuestión de la seguridad

Si aún no estás seguro de si debes aceptar la contraoferta, deberías discutirla con alguien. “Discútela con tu mentor o con algún otro consejero de confianza que pueda ayudarte a observar cada una de las cuestiones, especialmente sobre tu reputación”, dicen Kay y Cullen.

Pero si tienes la certeza de que tus razones para irte, especialmente las razones positivas, deberían poder resistir contraofertas, no te dejes caer en la trampa y sigue adelante con el proyecto de mejorar tu vida laboral.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING