Miércoles, 18.09.2019 - 07:30 h
Quedan 13 días

Sánchez se niega a negociar cara a cara con Iglesias y pide que le deje gobernar

Recuerda que si Unidas Podemos tiene alguna cuestión más allá de la coalición que llevar a la mesa negociadora los socialistas estarán "esperando".

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, durante interviene este miércoles en el pleno del Congreso
El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, en el pleno del Congreso / EFE

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, no ha recogido el último guante arrojado por el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias. "Sentémonos a negociar", proponía el líder de la formación morada. La respuesta que ha obtenido es que sus equipos ya lo están haciendo y le insta a estudiar y sopesar y valorar la última propuesta intermedia que ha puesto sobre la mesa su grupo parlamentario porque "no hay una única forma de entenderse sino otras muchas".  Sánchez, ha subrayado en varias ocasiones que no quiere elecciones sino un Gobierno "fuerte, cohesionado y coherente" en una legislatura "estable", y para ello trabajará, ha prometido, "hasta el último segundo".

En su réplica a los grupos parlamentarios en su comparecencia en el Pleno del Congreso para informar de los últimos consejos europeos, Sánchez ha dicho ser el "primer interesado" en que haya un Gobierno, pero ha recalcado que eso no depende solo del Ejecutivo en funciones sino de todo el Congreso y sus 350 diputados.

Ante la atenta mirada del líder de Podemos, Pablo Iglesias, quien antes le ha pedido diálogo y ha hecho una mueca cuando le ha escuchado decir que no quiere elecciones, Sánchez ha recalcado al hablar de Europa que "las políticas son lo más importante", defendiendo así la propuesta socialista de un acuerdo programático y no de coalición como pide Podemos.

El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, gesticula durante la intervención del presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez
El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, gesticula en la intervención de Sánchez / EFE

Iglesias por su parte ha instado a sentarse ambos personalmente a trabajar por un acuerdo al margen de los equipos negociadores porque, ha dicho, "hay una posibilidad" de que no haya elecciones. "Sentémonos usted y yo, y pongámonos a trabajar", le ha pedido tras reprocharle que desde la investidura fallida del mes de julio no le haya llamado ni una sola vez por teléfono. "Le tendré que llamar yo", ha afirmado Iglesias, que cree no obstante que ese gesto supondría "saltarse el protocolo" que, según el líder de Podemos, recoge que es el candidato a la Presidencia quien debe buscar sus apoyos.

Sánchez ha reclamado a Iglesias sus votos después de defender el papel de la comisión negociadora de su partido, que conforman la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y la número dos del PSOE, Adriana Lastra. Y acto seguido le ha dicho a Iglesias que si en Unidas Podemos tienen "alguna cuestión más allá del gobierno de coalición" que plantear en la mesa negociadora los socialistas les estarán "esperando". Con esa respuesta desechaba Sánchez la posibilidad de una reunión con Iglesias, que el líder de Podemos le ha insistido en pedir.

Ya en la sesión de control Iglesias ha reflexionado que "le descolocó que me retirara y simuló una propuesta que usted no se creía. Hay algo más importante que la ideología o la coherencia de un presidente y es su palabra". Sánchez le ha vuelto a pedir que reflexione y no lleve al país a elecciones y no haga lo que en 2016 facilitando el bloqueo de la derecha e impidiendo un gobierno del PSOE.

Por su parte el jefe del Ejecutivo ha recordado que Iglesias no ha dejado de reclamar coalición, pero rechazó la que propuso el PSOE en julio, y por eso, como entonces falló esa fórmula, ha insistido en pedir al líder de Podemos que explore la propuesta programática del PSOE, con la que Podemos puede "cooperar" y "contar en muchos de los factores de gobernabilidad". "La pregunta que habrá que hacerles es si va a volver a impedir el que haya un gobierno del PSOE al frente del país y si va a llevar al país a elecciones", le ha dicho Sánchez a Iglesias.

Antes, la portavoz socialista también ha echado por tierra la posibilidad de una reunión Sánchez-Iglesias. "Esto no es una cuestión de machos alfa reuniéndose para tomar decisiones, somos organizaciones políticas y como tales nos comportamos", ha dicho Adriana Lastra, quien además ha hecho a Iglesias una advertencia.

Le ha pedido que "no espere a los golpes de efecto del último minuto porque ya tiene antecedentes de que no funcionan", aludiendo así a la investidura fallida de julio. "Tenemos los votos, el acuerdo, las garantías y solo falta usted, señor Iglesias, ha concluido Lastra.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios