Lunes, 16.09.2019 - 15:28 h
La subida del Salario Mínimo

El 'think tank' de CEOE advierte de que la subida del SMI traerá más precariedad 

La subida del 4% anunciada por el Gobierno no satisface a los sindicatos que exigen un Salario Mínimo de 886 euros al mes

José Luis Feito
José Luis Feito, presidente del Instituto de Estudios Económico.

Pagar 28 euros más al mes a los alrededor de medio millón de trabajadores que perciben el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) puede tener efectos perniciosos para el mercado de trabajo español. Así lo cree al menos José Luis Feito, presidente del Instituto de Estudios Económicos (IEE), el laboratorio de ideas vinculado a la CEOE, que este lunes ha augurado que la subida del 4% del SMI anunciada por el Gobierno traerá más contratación temporal y más contratación a tiempo parcial por parte de las empresas, es decir, condiciones de trabajo de menos calidad.

Y no sólo eso. El pasado mes de febrero el Instituto de Estudios Económicos dedicó un informe de más de 20 páginas a glosar los catastróficos efectos de dedicarse a subir el Salario Mínimo en porcentajes elevados (Lo puedes consultar aquí) Hay que recordar que el Gobierno acababa de anunciar una subida del 8% del SMI en aquella ocasión. La conclusión del informe era esta: "Subir el Salario Mínimo ralentiza la creación de empleo a tiempo completo, fomenta la contratación temporal y la economía sumergida, y eleva el paro estructural de los jóvenes y los trabajadores menos cualificados". Un desastre, vamos.

¿Por qué ocurre esto según el Instituto de Estudios Económicos? Básicamente, por el clásico argumento de la autorregulación del mercado. Si las empresas tienen a medio millón de trabajadores cobrando el Salario Mínimo es porque así retribuyen la productividad que éstos generan. Sobre esa base, una subida del Salario Mínimo crearía una distorsión según la cual esos trabajadores pasarían a cobrar más de lo que producen y la decisión lógica de las empresas sería o bien reducir su jornada o bien prescindir de sus servicios

Condenados a tener una temporalidad récord

Con todo, lo que el IEE considera más grave es que la subida del Salario Mínimo actuará como barrera de entrada a los parados con menores posibilidad de encontrar un empleo por su baja formación, ya que cuanto mayor sea el coste de contratarlos más se pensarán las empresas abordar dicha contratación. 

Al fin y al cabo, el informe presentado este lunes por el Instituto de Estudios Económicos, bajo el título 'La incertidumbre es un impuesto al crecimiento económico' y que aborda el futuro económico inmediato de España desde la óptica de la cuestión catalana, ya descuenta que a poco que el empleo se aproxime al nivel que tenía en 2007 la tasa de temporalidad saltará desde el 27,4% actual al 34% que tenía en aquel año de forma inexorable, así que no hay mucho que hacer al respecto.

Los sindicatos piden más

La subida del SMI anunciada por el Gobierno llevará la nómina mensual básica en España a los 735,9 euros al mes, un nivel aún insuficiente para los sindicatos que este lunes insistieron en que éste debe crecer hasta suponer el 60 % del salario medio neto, lo que implicaría un SMI de 886 euros en 14 pagas, tal y como recomienda la Carta Social Europea.

"Si los salarios no crecen, ni aumentará el consumo y, con él, la creación de empleo, ni aumentarán las cotizaciones a la Seguridad Social, ni se podrán reducir las elevadas bolsas de pobreza que soporta nuestro país", subraya UGT.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios