Depende del tiempo que se tarde 

Multas por no liquidar el IVA a tiempo: hasta un 100% de recargo en la factura

Los trabajadores por cuenta propia y las empresas tienen que liquidar el IVA con Hacienda mes a mes o de forma trimestral. En función del tipo de actividad y de los ingresos anuales, el impuesto se puede declarar de varias formas.

Algunos depósitos bancarios destinados al ahorro hacen perder poder adquisitivo.
Multas por no liquidar el IVA a tiempo: hasta 20% de recargo en la factura
Canva.

El Impuesto sobre el Valor Añadido, más conocido como IVA, es un tributo que grava el consumo y las operaciones comerciales. Los autónomos, las Pymes y las grandes empresas tienen que aplicar este impuesto en todas sus facturas. Pero lo importe de este gravamen no va a parar a sus bolsillos, sino al Estado.

Los trabajadores por cuenta propia y las empresas tienen que liquidar el IVA con Hacienda mes a mes o de forma trimestral. En función del tipo de actividad y de los ingresos anuales, el impuesto se puede declarar de varias formas. Así, los autónomos pueden hacerlo a través del llamado sistema de módulos o por el sistema de estimación directa.

Es importante liquidar el IVA a tiempo. De lo contrario la Agencia Tributaria puede aplicar una sanción económica que puede ir desde un recargo del 5% hasta una sanción del 100% del importe del tributo.

Recargos en el IVA de la factura

Si por el motivo que sea olvidas liquidar el IVA y lo declaras después de forma voluntaria, Hacienda te aplicará un recargo. Éste dependerá del tiempo que haya pasado. La escala que sigue la Agencia Tributaria es la siguiente:

  • Si han pasado menos de tres meses, tendrás que pagar un recargo del 5% del IVA pendiente de liquidar. 
  • Si han pasado menos de seis meses, tendrás que pagar un recargo del 10%.
  • Si han pasado menos de 12 meses, tendrás que pagar un recargo del 15%.
  • Si ha pasado más de un año, tendrás que pagar un recargo del 20%. 

Por poner un ejemplo: emites una factura por valor de 1.250 euros que incluye un IVA del 21% (216 euros). Olvidas liquidar el impuesto y al cabo de cuatro meses lo notificas a Hacienda. En este caso harás frente a un recargo del 10% del impuesto. Es decir, tendrás que abonar a la Agencia Tributaria 237,6 euros (216 euros -el IVA de la factura- más 21,6 euros, que es el 10% de 216).

Sanciones de hasta el 100% del IVA pendiente de liquidar 

Si olvidas liquidar el IVA de tus facturas y es Hacienda quien te lo notifica (no lo comunicas tú de forma voluntaria) tendrás que pagar una sanción del 100% del valor del impuesto.

Otro ejemplo: emites una factura por valor de 2.000 euros que incluye un IVA del 21% (347 euros). Olvidas liquidar el impuesto y Hacienda te lo notifica. En este caso tendrías que abonar una sanción de 694 euros (347 euros de IVA más el 100% de este tributo, es decir, 347).

Pero este importe se puede recudir. En la práctica las sanciones se rebajan hasta el 50% del IVA entre las muchas reducciones de las que se puede disfrutar.

Autónomos y empresas

La norma que rige las sanciones por no declarar el IVA a tiempo es la Ley General Tributaria. Esta normativa no hace diferencia entre trabajadores autónomos, Pymes y grandes empresas. Los recargos y sanciones por no liquidar el Impuesto sobre el Valor Añadido son las mismas para todos.

Las facturas que no se cobran se tienen que liquidar

El IVA de las facturas que no se cobran se tiene que seguir liquidando con Hacienda. Si emites un recibo y tu cliente no te pagar, tú tendrás que adelantar el IVA que corresponda.

Mostrar comentarios