El bono italiano repunta con fuerza

El Ibex cede un 0,59% y pierde los 9.200: la incertidumbre de Italia gana a Brasil

El país transalpino vive una tensa relación con Bruselas a raíz del déficit marcado por el Gobierno ya que la Comisión Europea lo considera excesivo. 

Bolsa de Madrid
El miedo de los inversores a la situación en Italia se impone al resultado electoral en Brasil

El Ibex 35 arranca la semana en rojo ya que se ha dejado un 0,59% y ha cerrado en los 9.199,2 puntos. Por tanto, se ha perdido la cota psicológica de los 9.200 puntos, lo que podría incrementar los castigos en sesiones venideras. Entre los motivos de los números rojos figuran la huida de dinero hacia otros mercados, como pueda ser la renta fija. 

El foco de los inversores está puesto en Italia. El país transalpino vive una tensa relación con Bruselas a raíz del déficit marcado por el Gobierno ya que la Comisión Europea lo considera excesivo, lo que pone en riesgo la sostenibilidad de su deuda pública. Por tanto, deberían rebajar la estimación de que alcance el 2,4% para 2019. 

Las caídas no han podido ser neutralizadas por los resultados de los comicios en Brasil. De hecho, la victoria de Jair Bolsonaro con el 46% de los votos (habrá segunda vuelta por un solo punto) ha provocado que los mercados, y las compañías más expuestas al país, respiren tranquilos y el real brasileño se dispare frente al dólar. 

La caída del Ibex 35 ha estado liderada por Grifols, que ha caído un 4,22%, mientras que Amadeus se ha dejado un 3,73%. Todo ello, a pesar de que pesos pesados como Santander, BBVA y Telefónica han aguantado en positivo. El banco cántabro ha rebotado un 0,39%, la entidad vasca un 1,01% mientras que la 'teleco' ha avanzado un 0,84%.  

La apertura del mercado americano ha sido con un sesgo bajista aunque a medida que avanzaba la sesión los números rojos se han reducido. Por su parte, el MIB italiano ha sido el más bajista al caer un 2,41%, con los bancos desplomándose alrededor de un 5%, mientras que el Dax alemán ha retrocedido un 1,38%. 

La tensión de la bolsa italiana también se desplaza al mercado de deuda. La rentabilidad del bono a diez años italiano se dispara desde el 3,406% hasta el 3,6%, máximos desde comienzos de 2014. Por su parte, la prima de riesgo italiana escala 21 puntos, hasta los 304,6 puntos. 

Los expertos de Renta 4 han señalado que "seguiremos pendientes de los datos macroeconómicos, que permitirán confirmar si el ciclo económico se mantiene sólido, y con él, las expectativas de resultados empresariales y por tanto que las valoraciones bursátiles son atractivas con una visión de medio plazo, especialmente en Europa. Todo ello sin dejar de vigilar todos los frentes que siguen abiertos en términos de riesgos (emergentes, Brexit, Italia) y que continúan generando incertidumbre". 

Sergio Ávila, analista de IG, destaca la importancia de cerrar por encima de los 9.200 puntos. "El nivel de soporte intradía se localiza en los 9.200 puntos, un cierre de vela de 30 minutos por debajo de dicho nivel, ampliaría las probabilidades de mayores caídas con objetivo 9.140 puntos". Por tanto, una vez confirmada la pérdida de dicha cota, habrá una mayor presión bajista. 

Desde Link Securities señalan que "el escenario al que se enfrentan los mercados de valores occidentales es complejo, al menos en el corto plazo, y así entendemos que lo está reflejando su comportamiento. En el corto plazo sólo hay un factor que puede animar a los inversores a apostar por la renta variable: los resultados de las empresas cotizadas, que empieza en un par de semanas. Si las empresas son capaces de publicar resultados por encima de los previstos y sus gestores se muestran relativamente optimistas con el devenir de sus negocios, podríamos asistir a un cambio de tendencia en las bolsas occidentales. Mientras tanto, el mejor escenario que contemplamos es que los principales índices consoliden cerca de sus niveles actuales". 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios