Fecha límite

Hasta cuándo se puede presentar la declaración de la Renta 2020

En caso de no cumplir los plazos del calendario establecido, el contribuyente puede enfrentarse a una multa de Hacienda.

Hasta cuando se puede presentar la declaración de la renta
Hasta cuándo se puede presentar la declaración de la Renta 2020
©️[kldy] a través de Canva.com

El plazo para presentar la declaración de la Renta es cada vez menor. Fue el pasado 7 de abril cuando comenzó de forma oficial la campaña, para que todos los contribuyentes pudieran acceder al borrador y presentarlo. En principio, solo estaba la opción de hacerlo a través de Internet, pero desde este mes ya se puede presentar de forma presencial.  

Sea cual sea la opción elegida para tramitar la declaración de la Renta es importante tener en cuenta que el próximo 30 de junio finaliza el plazo de presentación. Aunque es cierto que todavía queda tiempo, es importante no pasarnos de la fecha.

Qué pasa si no se entrega a tiempo

En caso de no presentar la declaración dentro del plazo establecido el contribuyente enfrenta una infracción que puede suponer una multa de hasta el 20% del importe que corresponda pagar.

El procedimiento para entregar la declaración una vez pasado el plazo es el mismo que durante el período establecido. El contribuyente deberá acceder a la página web y completar su borrador. Al igual que ocurre en el período de campaña, no es recomendable entregar el borrador sin revisar, sino que se debe chequear antes de entregarlo para verificar que los datos son correctos y que se han incluido todas las deducciones de las que el contribuyente se puede beneficiar.

Pese a que haya finalizado el plazo y el contribuyente ya vaya a ser sancionado por no cumplir con su obligación a tiempo, es mejor presentar la declaración cuanto antes, ya que la multa que se deberá asumir dependerá del resultado de la declaración, pero también del tiempo que se tarde en declararlo.

De forma voluntaria

Es importante que sea el contribuyente de forma voluntaria, aunque sea tarde, quien presente la declaración. Esta cuestión la Agencia Tributaria la tiene especialmente en cuenta porque, en caso de tener obligación de presentar la declaración y no realizarlo, presentará una propuesta de autoliquidación. Esto significa que la administración actuaría de oficio e implicaría una infracción tributaria con consecuencias más graves.

Si es Hacienda que tiene que dirigirse al contribuyente para reclamar la declaración, se establece una sanción adicional que oscila entre el 50 y el 150% sobre la cuantía de la autoliquidación. En ese sentido, hay que tener en cuenta que las declaraciones prescriben a los cuatro años desde su presentación.

Mostrar comentarios