Todavía sin fecha

¿Dónde están las ayudas a la vivienda? Fomento deja tirados a 108.000 afectados

Fuentes del sector inmobiliario culpan del retraso a la demora en la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado de 2018.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna
El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna / EFE

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, apostaba por conseguir lo imposible: que un programa de vivienda entrara en vigor el 1 de enero, como correspondería. Sin embargo, el mes largo de retraso que lleva el nuevo Plan 2018-2021 no solo ha hecho trizas el sueño del ministro, sino que deja en el aire las ayudas pendientes de, al menos, los 108.196 beneficiarios que disfrutaron de estas ayudas durante el año pasado y que, a día de hoy, ven con incertidumbre que no haya una fecha oficial para que sea aprobado por Consejo de Ministros.

Los retrasos, aseguran fuentes del sector inmobiliario, van para largo. Una vez que se apruebe en la reunión del Ejecutivo de los viernes, en el que deberán autorizarse las cuantías de las ayudas, se deberá convocar una conferencia sectorial y suscribir uno a uno los convenios con cada comunidad, que tendrán, a su vez, que coordinarse para gestionar dichas ayudas. La entrada en vigor de este plan, vaticinan, podría retrasarse hasta mayo, aunque si se aceleraran los plazos "podría estar listo a principios de abril".

La negociación, además, se espera sea complicada. Varias de las grandes ciudades, como Madrid, Barcelona, Cádiz, Santiago de Compostela, A Coruña, Valencia o Zaragoza, han pedido ya aumentar la dotación del plan con 2.000 millones de euros adicionales solo en 2018 y han criticado que el gasto destinado a vivienda supuso en 2017 apenas el 0,059% del PIB, esto es, 467 millones. Por otro lado, han recordado que España solo cuenta con un 2,5% de vivienda asequible en alquiler, mientras que este porcentaje supera el 17% en países como Francia o Reino Unido.

Sin embargo, según fuentes del sector promotor, no se puede achacar esta tardanza únicamente al Ministerio de Fomento. "De la Serna prorrogó para 2017 el programa de ayudas anterior, el 2013-2016, y presentó en mayo el nuevo plan, por lo que lo planificó con tiempo de sobra para poder pactar y coordinarse tanto con oposición como con comunidades", aseguran. Por ello, ponen la vista en la demora en la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado de 2018, ya que el nuevo plan incluye, entre las condiciones para la aportación de las ayudas, un baremo sujeto a la aprobación de los PGE.

Fuertes incrementos en el precio de la vivienda

El nuevo Plan Estatal de Vivienda se aprobará en un momento en el que los precios de los inmuebles no dejan de subir y en el que los jóvenes encuentran cada vez más complicado acceder a un piso. De esta forma, según el último estudio del Consejo de la Juventud de España (CJE), apenas un 19,4% de los jóvenes menores de 30 años ha logrado emanciparse y quien lo hacen tienen que invertir un porcentaje cada vez más alto de su salario en su vivienda, concretamente el 65%, un 10% más que el año pasado, cuando las entidades financieras recomiendan que no supere el 35%, con los gastos incluidos, según pisos.com.

En cuanto al precio de la vivienda, Madrid ha liderado, con una subida del 17,1%, los aumentos de precio generalizados de la vivienda terminada –nueva y de segunda mano– en las grandes ciudades, muy por encima de la media nacional del 4,3% interanual. Respecto al alquiler, el último informe elaborado por Fotocasa sobre 'La vivienda en alquiler en España en 2017' revela que los precios del arrendamiento se revalorizaron el pasado ejercicio una media del 8,9%.

En vista de las cifras, en Fomento no han apostado en el plan para 2018-21 solo por las ayudas directas a la compra y al alquiler, sino que también favorecen a la construcción y promoción para incentivar un parque estable de viviendas de alquiler. Por ello, desde estos sectores se espera con especial avidez la aprobación del programa. Asimismo, se incorpora un programa que habilita la puesta a disposición de las viviendas desocupadas de la Sareb y las entidades financieras para que las comunidades puedan alquilarlas a personas que se encuentren en situación de desahucio de su vivienda habitual.

También incluye otro programa específico de ayuda a los jóvenes para el disfrute de una vivienda habitual ya sea en régimen de alquiler o mediante ayuda para su adquisición, y dos nuevos programas para atender a las necesidades de las personas mayores.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios