Jueves, 09.04.2020 - 20:30 h
Para coordinar la acción del Ejecutivo

Iván Redondo y Juanma del Olmo, los dos 'fontaneros' del Gobierno de coalición

El jefe de gabinete de Sánchez y el secretario de comunicación de Podemos serán los dos hombres fuertes de la Presidencia y la Vicepresidencia social.

El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias (i), saluda a Pedro Sánchez, tras su intervención ante el pleno del Congreso de los Diputados en la primera jornada de la sesión de investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno. EFE/Emilio Naranjo
Iván Redondo y Juanma del Olmo, los dos 'fontaneros' del Gobierno de coalición / EFE

El ala oeste de La Moncloa y la Vicepresidencia social del nuevo Gobierno de coalición estarán coordinadas no solo por la buena relación que han fraguado en las últimas semanas Pedro Sánchez y Pablo Iglesias. Detrás de sus líderes emergen dos nombres. Son los dos 'sherpas' que han coordinado el pacto y que a partir de ahora se convertirán en conversadores asiduos. Son Iván Redondo y Juanma del Olmo, los dos 'fontaneros' del Ejecutivo "de progreso".

Redondo y Del Olmo eran rivales hasta hace apenas dos meses. Ahora son socios y hablan prácticamente a diario, según indican fuentes del Ejecutivo conjunto. Cómo redactar el pacto de Gobierno, qué aspectos se deben dejar fuera, hasta dónde llegar con la reforma laboral... Todo, prácticamente todo, ha sido pactado por el donostiarra y el soriano.

Se da por segura la continuidad de Redondo en La Moncloa junto a Sánchez, una vez sea investido este martes. También la de Félix Bolaños, secretario general de Presidencia y un hombre imprescindible para el presidente en su día a día. El equipo socialista quiere, eso sí, evitar disfunciones con sus nuevos socios. El objetivo es que el nuevo vicepresidente y los cuatro ministros que le acompañarán (Irene Montero, Yolanda Díaz, Manuel Castells y Alberto Garzón) mantengan la unidad de acción y comunicación. Si ya hubo algún encontronazo entre ministros del PSOE -cabe recordar, por ejemplo, la pugna entre Nadia Calviño y Magdalena Valerio por la mochila austriaca-, mantener la unidad en el Gobierno de coalición va a ser todo un reto. 

Del Olmo desembarcará en la Vicepresidencia social junto a Iglesias. Será uno de sus hombres de confianza. En Podemos hablan de un cargo similar al de director de Comunicación, con funciones en el área estratégica, eso sí. El líder de Podemos ha incorporado al exJemad, José Julio Rodríguez, como su nuevo jefe de gabinete en la Vicepresidencia social. Ione Belarra, por su parte, será secretaría de Estado de la Agenda 2030, en sustitución de Cristina Gallach; y Nacho Álvarez, gurú económico de Podemos, será secretario de Estado de Asuntos Sociales.

En Podemos aseguran que habrá más desembarcos en ministerios que se irán conociendo a lo largo de los próximos días. En este puzle, Pablo Echenique se quedará como portavoz del grupo parlamentario confederal. Y Alberto Rodríguez y Noelia Vera seguirán con las riendas del partido.

Una de las incógnitas del Gobierno de coalición es conocer qué ocurrirá con la Seguridad Social. Sánchez e Iglesias han acordado que será una área que controle el PSOE, retirándosela al Ministerio de Trabajo que va a dirigir Yolanda Díaz. Los socialistas ponen así un muro de contención a Podemos en lo relativo a una de sus políticas prioritarias en materia económica y social: las pensiones públicas.

De este modo Valerio conservaría las funciones relativas a la afiliación, cotización, recaudación, pago y gestión de las prestaciones económicas, salvo las correspondientes a la cobertura de desempleo, que seguirían dependiendo del área de Trabajo. La gran duda es si la Seguridad Social constituirá un Ministerio en sí misma o se integrará en otro de mayor rango. Y ese es el 'as' que Sánchez se guarda en la manga para poner sobre la mesa esta semana.

Como se informó con las negociaciones aún en ciernes, el control de las pensiones llegó a suponer una pugna entre Calviño (Economía) y Montero (Hacienda). Finalmente, fuentes conocedoras de estas conversaciones aseguran que la opción que tiene más papeletas es la de la creación de ese nuevo Ministerio, e incluso apuntan a que podría bautizarse con un título que incluya el término "Pensiones". En cualquier caso, son decisiones blindadas absolutamente por Sánchez y que conocen muy pocos. Ni siquiera Juanma del Olmo conoce los planes de Iván Redondo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING