En el Registro Mercantil

Los Gallardo oficializan la baja de su sicav de 400 millones y su cambio a una S.A.

Elitia Invest era la cuarta sicav más grande de nuestro país tras Torrenova, Morinvest y Cartera Bellver, la primera y tercera propiedad de los March.

Jorge Gallardo / EP
Jorge Gallardo oficializa la baja de su sicav en el Registro Mercantil / EP. 

La familia Gallardo ha hecho oficial la baja de Elitia Invest como sicav y su transformación en una Sociedad Anónima. Los accionistas principales de Almirall comunicaban el 2 de julio en un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que la firma renunciaba a la condición de Sociedad de Inversión de Capital Variable y solicitaba, por tanto, la baja voluntaria de la sociedad en el registro de sicavs que lleva a cabo el organismo presidido por Sebastián Albella y la exclusión de negociación de sus acciones en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB). 

Tres meses más tarde, en concreto este jueves, salía publicado en el Registro Mercantil de manera oficial la baja de Elitia Invest como sicav. De hecho, los responsables de la firma optaban por reducir el capital de la sociedad en 32,68 millones de euros y cambiaban el nombre de la compañía a Hera Inverisones Iberia y su transformación en una Sociedad Anómina que tiene como objeto social "participar en sociedades, españolas o extranjeras, mediante la suscripción de capital o adquisición por cualquier título de acciones o participaciones en las mismas". 

Este movimiento es relevante en el segmento de las sicavs. ¿El motivo? Elitia Invest contaba con un patrimonio que se situaba en los 403,32 millones de euros y era la cuarta más grande de nuestro país. Solo le superaba Torrenova, que es la líder y propiedad de los March con un patrimonio de 1.099 millones; Morinvest, de Alicia Koplowitz (528,5 millones) y Cartera Bellver, que también es de los March y tiene un tamaño de 440 millones de euros, según datos a cierre de agosto de la consultora VDOS. 

Esta decisión de los Gallardo se produce debido a toda la inestabilidad normativa y posibles cambios que rodean a este tipo de firmas. De hecho, numerosas sicavs han sufrido su transformación en sociedades anónimas o limitadas. Por ejemplo, el futbolista Gerard Piqué cerró Kerad 3 Invest Sicav después de disparar las pérdidas que sufría hasta los 1,1 millones de euros, la familia Entrecanales optaba por disolver Maivaren y el dueño de Metagestión y Montebalito transformaba sus dos sicavs en sociedades. 

La transformación de las sicavs en sociedades es algo habitual, como también lo es que se produzca su fusión con algún fondo de inversión, como sucede en algunos hechos relevantes remitidos a la CNMV. Por tanto, el boom de las sicavs habría llegado a su fin en un momento en el que se pone en entredicho (cada vez más) sus ventajas fiscales al solo tributar un 1% por el beneficio. Además, muchas de estas sicavs están controladas por una 'mano fuerte' que tiene gran parte del patrimonio y accionistas con reducidas posiciones debido a la obligatoriedad de contar con al menos 100 accionistas. Por ejemplo, en el caso de Elitia Invest la cifra estaba próxima a 200 pero solo uno, probablemente alguno de los hermanos Gallardo, controlaba prácticamente la mitad. 

Las cifras de la Asociación de Instituciones de Inversión Colectiva y Fondos de Pensiones (Inverco) evidencian esta realidad. Solo durante este curso el número de inversores en las sicavs ha sufrido una caída del 3,5%, hasta los 414.422 accionistas mientras que el patrimonio solo se incrementa un 2%, hasta los 28.951 millones, pese a que los fondos de inversión aumentan un 5% y las bolsas cotizan en 'verde'. De hecho, la patronal señalaba literalmente que "en los últimos tres años, el número de sicavs se ha reducido en 638 sociedades, un 19% menos, como consecuencia de la incertidumbre regulatoria". 

Jorge y Antonio Gallardo Ballart son una de las grandes fortunas de nuestro país y se estima que tienen un patrimonio (cada uno) que estaría cerca de los 1.000 millones de euros, según Forbes, lo que les sitúa como la décima más adinerada del país a cierre de 2018. De hecho, a través de las sociedades Grupo Corporativo SL y Grupo Plafin controlan un 66,296% del capital de Almirall, que capitaliza cerca de 3.000 millones yu que se dispara casi un 30% en 2019, por lo que la fortuna de ambos habrá aumentado durante este curso. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING