Martes, 19.11.2019 - 20:34 h
A vueltas con el 'trade digital'

Lorenzo Amor retira su propuesta para solucionar los problemas de los 'riders'

La Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) congela su posicionamiento hasta que no haya "sentencias claras" en los tribunales.

Lorenzo Amor, presidente de la ATA (Federación de Autónomos)
Lorenzo Amor retira su propuesta para solucionar los problemas de los 'riders'. / EP

A vueltas con el 'trade digital'. La Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) ha retirado su propuesta para crear esta nueva figura laboral que vendría a regular empleos como los de los 'riders' o todos aquellos que se encajan en compañías de la denominada 'nueva economía' y que están en el punto de mira de la Inspección de Trabajo. Este híbrido entre un sindicato y una asociación empresarial que acaba de colocar a su presidente, Lorenzo Amor, en una de las vicepresidencias de la patronal CEOE, se desmarca así de iniciativas como la de la Asociación Española de la Economía Digital (Adigital), que engloba la actividad de empresas como Uber, Deliveroo, Glovo o Stuart.

La retirada se materializó a principios de septiembre en una reunión de trabajo que tuvo lugar en la sede de la CEOE, en la madrileña calle de Diego de León, según ha podido saber La Información por varias fuentes presentes en aquel encuentro. Hay que recordar que hasta ese momento ATA había hecho frente común con Adigital para lograr un posicionamiento favorable de la patronal e incluir en las propuestas al Gobierno la regulación del modelo laboral de las plataformas digitales.

Es más, en su documento de 35 propuestas al Ejecutivo para 2019 ATA incluía la creación del 'trade digital', "siempre y cuando el 75% de sus ingresos provengan de su actividad a través de plataformas digitales" (como el trade tradicional, donde el 75% de la facturación corresponde a un único cliente, pero en el mundo digital). Una iniciativa que llegó a plantearse de manera conjunta con Adigital, pero que a día de hoy ya no está sobre la mesa. "En la reunión en la CEOE retiraron su propuesta", confirman hasta tres fuentes que no terminan de comprender este movimiento: "No se entiende, como colectivo empresarial, que se dé marcha atrás a una propuesta que estaba trabajada".

ATA, por su parte, confirma que está "todo paralizado hasta que la justicia se pronuncie". "Ni nos desdecimos ni ampliamos, estamos esperando. Hasta que no haya sentencias claras no vamos a hacer declaraciones", zanjan. Y es que el debate sobre si los 'riders' son o no falsos autónomos está aún lejos de despejarse. La relación entre estos trabajadores con plataformas como Deliveroo o Glovo es un quebradero de cabeza para los jueces, que han dictado sentencias tanto a favor como en contra de considerar a estos repartidores como autónomos.

Un posicionamiento que no comparten desde la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA), cuyo presidente, Eduardo Abad, tiene claro que "ya no cabe interpretación, porque la mayoría de las sentencias conocidas coinciden en que los trabajadores de empresas de reparto como Deliveroo, UberEats, Glovo y Stuart son falsos autónomos". Abad defiende que las empresas se adecuen al marco jurídico laboral existente y que estén obligadas a registrar los contratos de los autónomos económicamente dependientes con los que trabajan. En este sentido, UPTA calcula que en España hay en torno a 300.000 trades, mientras en los registros apenas constan unos 10.000. Lamenta, además, que la Inspección de Trabajo esté considerando a todos los trade como falsos autónomos "de manera indiscriminada", sin estudiar cada caso.

El presidente de UPTA también invita a las plataformas a "adaptar su mecanismo de trabajo a la legislación vigente, que además en España, en materia de contratación, es de las más flexibles de Europa". Y carga directamente contra la propuesta de Adigital consistente en garantizar que los 'riders' sean autónomos y que puedan desarrollar su actividad bajo la figura del trade mejorada o bajo un marco alternativo en el que las empresas decidan las coberturas que les ofrecen con unas garantías. A juicio de Abad, "esta iniciativa busca desvirtuar la figura del trade y crear una más atractiva para las plataformas digitales".

Por su parte, el director general de Adigital, José Luis Zimmermann, defiende su propuesta y demanda "que se estudien fórmulas para flexibilizar la figura del trade e incluso plantear coberturas no recogidas, como un salario mínimo". Su punto de partida, dice, es el "diálogo". El objetivo, evitar la elevada litigiosidad y, sobre todo, "que no se regule sin conocimiento". "Hay que incorporar una figura que cada vez tiene mayor presencia, que no es un autónomo tal y como lo recoge el ordenamiento jurídico actual, pero sí un trabajador independiente", indica.

¿Y qué dice el Gobierno? La ministra de Trabajo en funciones, Magdalena Valerio, ya ha manifestado su intención de elevar la protección de los repartidores de las plataformas tecnológicas. Tras varias sentencias contra el uso indiscriminado y fraudulento de la figura del falso autónomo en el sector delivery, el Ejecutivo se prepara para legislar, si bien este posible cambio normativo se enmarca en la elaboración de un nuevo Estatuto de los Trabajadores, previo paso por las mesas del diálogo social. Y en la situación actual de bloqueo político nada hace esperar que esto vaya a suceder pronto.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING