Sábado, 15.12.2018 - 06:20 h
Amancio Ortega se embolsará 693 millones

Inditex, Santander y Caixabank riegan de millones a sus accionistas hasta el lunes

Las tres compañías españolas pagarán a lo largo de la primera semana de noviembre entre 1.500 y 2.000 millones de euros.

Imagen del fundador de Inditex, Amancio Ortega.
Inditex, Santander y Caixabank riegan de millones a sus accionistas hasta el lunes. / EFE

La primera semana de noviembre viene marcada por el pago de dividendos por parte de algunas de las entidades más grandes del país. En concreto, Inditex, Banco Santander y Caixabank repartirán entre sus accionistas entre 1.500 y 2.000 millones de euros con cargo a los resultados obtenidos en 2017.

El principal beneficiado de la lluvia de millones será Amancio Ortega. El magnate español se embolsará este viernes 693 millones de euros brutos por el dividendo de 0,375 euros por título que abonará Inditex, el grupo textil que cofundó y del que posee el 59,294% del capital. En marzo, el Consejo de Administración de la compañía aprobó abonar un dividendo bruto por acción de 0,75 euros con cargo a los resultados del último ejercicio, un 10,3% más que el año anterior.

Para hacer frente a esta remuneración al accionista, la compañía textil desembolsará un total de 2.337 millones de euros vía un dividendo ordinario de 0,54 euros y otro extraordinario de 0,21 euros. De dichas cantidades, 0,375 euros se pagarán este viernes 2 de noviembre, mientras que los otros 0,375 euros se abonaron el pasado 2 de mayo. En total, Ortega se embolsará unos 1.386 millones, en tanto que su hija Sandra Ortega se llevará 118 millones, la mitad de ellos mañana.

Por su parte, Caixabank abonará a sus accionistas hasta 420 millones de euros el próximo lunes 5 de noviembre. El banco presidido por Jordi Gual Solé pagará hasta 0,07 euros por título, con cargo a los resultados que obtuvo en 2017. La entidad tiene una política de distribución semestral, por lo que el siguiente pago de dividendo se espera para abril. Los principales beneficiarios del próximo pago será Blackrock, Criteria Caixa, la Fundación Bancaria Caixa y el fondo Invesco Limited.

El mismo día 5 de noviembre Banco Santander también repartirá a sus accionistas una parte del beneficio que obtuvo a lo largo de 2017, aunque les dará mayor flexibilidad. La entidad que preside Ana Botín ha preferido utilizar en esta ocasión una fórmula conocida como 'scrip dividend'. Así, los inversores pueden decidir si reciben 0,035 euros en forma de efectivo, lo que supone una rentabilidad del 0,82%, o si lo prefieren obtener nuevo títulos emitidos por el importe que les correspondería.

En noviembre Santander se despide finalmente de la fórmula del pago en acciones que inició hace varios años. La entidad, al igual que la práctica totalidad del sector, optó por este tipo de remuneración al accionista como una vía de captación de capital. Gracias a ello, la firma ha logrado dar solidez a su balance, aunque ha sido a costa de diluir el valor de muchos de sus inversores (aquellos que han preferido el pago en efectivo) o de reducir con fuerza sus beneficios por acción y con ello el valor por título. Además, en 2019 se pasará de dos a cuatro pagos a los accionistas.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios