Miércoles, 18.09.2019 - 11:41 h
Brotes de volatilidad

Draghi deja 'verde' al Ibex pero castiga a la banca mediana por su reducido QE

La perspectiva de que el emisor pudiera rebajar los tipos tomaba forma en el mercado de deuda al subir el precio de los bonos y caer su rentabilidad.

Las bolsas europeas, a la espera de Draghi
Las bolsas europeas, a la espera de Draghi / Pixabay

Las expectativas en torno a la reunión del Banco Central Europeo (BCE) y el anuncio de Donald Trump vía Twitter de que retrasa 15 días la imposición de aranceles a China siembran el verde en las bolsas europeas... aunque con demasiada cautela hasta que Mario Draghi ha tomado medidas: rebajar el tipo de facilidad de depósito del -0,4% al -0,5% y lanzar otro QE de 20.000 millones de euros, con compensación al sector. La volatilidad apareció y las reacciones fueron variadas: en un primer momento, el selectivo subía, posteriormente la banca se desplomaba y nos íbamos al rojo y finalmente el Ibex ha avanzado un 0,25%, manteniendo y consolidando los 9.000 puntos al cerrar en 9.082 puntos.

Ranko Berich, jefe de análisis en Monex Europe ha señalado que el QE de 20.000 millones de euros está por debajo de las expectativas del mercado, que eran de 30.000 millones al mes. No obstante, el BCE ha tratado de cuidar que la medida de rebajar los tipos de facilidad del depósito no impacte en los bancos... pero sin éxito. De hecho, en la rueda de prensa posterior señalaba que "los tipos negativos no provocarán el colapso del sistema financiero". Todo ello, tras anunciar que habrá algún tipo de tiering o medida de compensación a las entidades de forma que limitará la cantidad de exceso de reservas por las que éstas deberán pagar. El mercado desconfía y las dudas se imponían en el sector: BBVA subía un 1,12% y Santander un 0,47% mientras que la banca mediana cerraba en rojo: Sabadell cae un 1,1%, Bankia un 1,73% y Caixabank un 0,93%. 

El resto de índices europeos, menos bancarizados, rebotan más al calor de la decisión del BCE. El Cac francés sube cerca de un 0,5% mientras que el Dax alemán logra un avance prácticamente similar. El Ftse británico es el que menos subida registra ya que solo avanza un 0,05%. 

Los inversores han buscado 'refugio' en la renta fija. La caída del tipo de interés de la deuda pública es notable, con el precio disparándose. La rentabilidad del bono a diez años de España cae hasta el 0,16% mientras que la del bund alemán se sitúa en el -0,564%. 

En el mercado de materias primas, esta menor tensión comercial -al menos por el momento- trae subidas del precio del petróleo. El barril de Brent para entrega en noviembre, de referencia en Europa, se paga a 60,88 dólares; mientras que el de crudo ligero West Texas para entrega en octubre lo hace a 55,87 dólares. La onza de oro también se aprecia, alrededor de medio punto, hasta los 1.510 dólares. 

Asia al alza, pendiente de los aranceles

El Gobierno de China ha decidido posponer la entrada en vigor de aranceles a un total de dieciséis productos hasta septiembre del año que viene. Estos gravámenes, que afectaban los alimento para peces, varios tipos de lubricante y materias primas necesarias para la manufactura de medicamentos contra el cáncer, no entrarán en vigor hasta septiembre del año que viene. Sí subirán las tasas, sin embargo, a la soja, la carne de cerdo y los automóviles. Como respuesta, el presidente de EEUU, Donald Trump, ha anunciado el retraso en dos semanas de la entrada en vigor del incremento de las tarifas a un total de 250.000 millones de dólares en importaciones chinas del 25% al 30%.

"A pesar de que ambos gestos son 'más cosméticos' que reales, entendemos que detrás de los mismos está la intención de mostrar a la otra parte su disposición para sentarse y volver a negociar en un ambiente más sosegado y de mayor confianza", apunta Juan J. Fernández-Figares, responsable de análisis de Link Securities. Que ello lleve a alcanzar un acuerdo comercial en toda regla en el corto plazo es, desde su punto de vista, otra cuestión. No obstante, para los mercados el “nuevo tono” más conciliador que están mostrando las partes es muy positivo.

Esto lo han puesto en evidencia tanto en la apertura de Wall Street, que avanza en torno a un 0,7% como en el cierre que han registrado los índices de la China continental: el de Shangai avanza un 0,76% y el China A50 cerca del 1,4%. Las revueltas políticas impiden a Hong Kong seguir esa estela y su índice retrocede un 0,2%. Mientras, el Nikkei de Tokio se ha anotado un 0,86% al cierre hasta los 21.783 puntos. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios